Tag Archives: URSS

Armas nucleares portátiles

En 1997 Alexander Lebed causaría gran conmoción mundial al mencionar la posibilidad viable de construir armas nucleares capaces de ser cargadas por una o más personas. Si bien a simple vista resultaba una declaración alarmista, el cargo de Lebed como Asesor de Seguridad Nacional de Rusia, y su conocimiento profundo de los sistemas de armamento soviéticos, le daban a sus argumentos la opción de ser considerados seriamente por la comunidad internacional.

H-192Pero, y la pregunta queda ¿Existen armas nucleares portátiles? la respuesta es un tanto ambigua: sí y no. Hay dos ejemplos de armamento nuclear considerable como “portatil.” El primero se denomina H-912, y es una mochila cilíndrica de 40×60 centímetros y 68 kilogramos de peso que encierra un dispositivo nuclear de tipo Mk-54, capaz de generar un sub-kilotón de liberación energética. Solo existen 300 en el mundo, construidos en 1989 por el Ejército de los Estados unidos como herramienta de último recurso ante una invasión soviética a Europa occidental en la cual, por motivos no previstos, el uso de misiles fuese poco viable.

No obstante, el segundo ejemplo es el más descabellado de todos: el lanzador M-388. El mismo, diseñado en la década del 50, tenía el objetivo de aniquilar formaciones de invasores soviéticos a Alemania occidental. Su tarea no era la de ejercer gran daño sobre el enemigo, sino frenarlo para así darle 48 horas a la OTAN para agruparse y lanzar un contra-ataque. También construida a partir de una ojiva Mk-54, la misma era lanzada a 2 km de distancia mediante un rifle a pistón de 104 mm o a 4 km de distancia mediante un rifle similar pero de 155m. Técnicamente, un equipo de 3 hombres armado con un dispositivo M-388 podía tener el mismo efecto sobre fuerzas soviéticas que 1 batallón con apoyo motorizado.

M-1388M-1388M-1388

… Y si de explosiones se trata
El siguiente video es una compilación de detonaciones de bombas de hidrógeno a lo largo del siglo XX, muchas de las imágenes fueron mostradas al mundo por vez primera en uno de los mejores documentales sobre el tema: “Trinity and Beyond” de Peter Kuran -narrado nada más y nada menos que por William Shatner, mejor conocido como el capitán Kirk- y creada a manera de homenajear al fin de la Guerra Fría.

La venganza del castillo Königsberg

Castillo de Königsberg La historia del castillo se remonta al siglo I, cuando la tribu germánica de los godos erigiera un fuerte cerca del río Pregel para controlar eficazmente una zona de gran importancia estratégica en lo que luego pasaría a ser la región báltica de Prusia del este. Así, durante más de un milenio, el castillo serviría como base de operaciones a las fuerzas nativas de la región. Hasta que en el siglo XIII los caballeros de la Orden Teutónica conquistaran el área y reforman el fuerte transformándolo en un Ordensburg -un tipo característico de castillo/fortaleza germánico- para 1257. Pasando a ser así en el cuartel general del Gran Maestre del la orden.

Los sucesivos conflictos contra las fuerzas de Polonia, llevarían a reforzar las defensas del castillo gradualmente durante los siglos. Y si bien los polacos ganarían gran cantidad de guerras contra los caballeros de la orden -que eran prácticamente un estado en si mismo- y contra los ejércitos de las naciones germánicas, el castillo se encontraba tan bien fortificado que los polacos nunca intentaron tomarlo, incluso tras haber prácticamente devastado a la orden de los teutones en la histórica Batalla de Grünwald -ocurrida en el 1410 y considerada como la batalla Medieval más épica en la historia.- Por supuesto que esto no terminaría la rivalidad entre polacos y teutónicos, y a solo un siglo de Grünwald, volverían a enfrentarse.

Pasarían los siglos, Alemania se unificaría y llegarían las guerras mundiales. En la Segunda Guerra Mundial, por desgracia, el viejo castillo debería enfrentarse a un tipo de armamento mucho más poderoso que el impulsado por catapultas y trebuchets para el que fue construido. No obstante, e increíblemente, las gruesas murallas y bastiones exteriores del mismo, exitosamente defenderían a la estructura principal de gran parte de los bombardeos británicos de 1944 y del fuego de artillería soviético. Y si bien varias alas del castillo se habrían quemado o derrumbado para el fin de la guerra, la estructura principal del mismo, aunque muy dañada, había sido protegida de su destrucción total gracias a las murallas.

Castillo Königsberg Tras terminar la guerra Königsberg sería tomada por los soviéticos y renombrada como Kaliningrado. Por desgracia, en un acto de astronómica ignorancia, desprecio por la cultura y la historia, pero, y por sobretodo, de soberbia digno de un representante perfecto de la estupidez crónica, Leonid Brezhnev, el Secretario General del Partido Comunista de la Unión Soviética, decidiría a finales de los 50s convertir a Kaliningrado en un “pueblo modelo soviético” y comandaría a “borrar todo símbolo prusiano” de la ciudad. Esto significaría la demolición de edificios, monumentos, estatuas y castillos centenarios, muchos de ellos, como la estructura principal del castillo Königsberg, muy dañada y en pleno abandono pero aun en pie, milenarios. Si bien la excusa consistía en limpiar los vestigios militaristas de Prusia, la medida sería excesiva, ya que también afectaría edificaciones de valor cultural.

Edificio de los SoviéticosA pesar de la protesta internacional y de los pobladores de la región, la grotesca transformación se haría igual, y el antiguo castillo de torres góticas, piedras talladas, escaleras de olmo, arcos de medio punto de mármol y bóvedas de crucería finamente pintadas, sería reemplazado por la Casa de los Soviéticos, un rectangular adefesio de concreto al mejor estilo de los monótonos bloques-comunales la Rusia comunista.

Pero… el castillo había dejado tras de sí una poética venganza, una extensa red de túneles que, a lo largo de sus casi dos milenios de existencia, habían sido excavados con el fin de almacenar provisiones para resistir asedios, depositar los restos óseos de caballeros caídos en batalla y almacenar tesoros y armas. Razón por la cual, gradualmente, el suelo sobre el que estaba construida la Casa de los Soviéticos fue cediendo hasta volverse inestable, inutilizando de esta manera la costosa construcción en los 80s.

Esto volvería al proyecto entero de transformación en el hazmerreír de Europa del este, y en una vergüenza internacional símbolo durante décadas de la tambaleante planificación y administración soviética. Ya que para salvar cara, el proyecto terminaría siendo finalizado en el 2005, irónicamente, casi medio siglo después de su inicio, con la URSS existiendo ya solo como parte de la Historia y a un coste varias magnitudes superior a los planeamientos originales. Esto hoy se denomina popularmente como “La venganza de los prusianos”

La última víctima de la Segunda Guerra

ZgodaLa muerte y el horror causados por la Segunda Guerra no terminarían con el cese formal de la misma, especialmente si tenemos en cuenta el accionar Soviético, quienes crearían en Silesia, Polonia occidental, el campo de concentración de Zgoda, administrado por la agencia precursora de la KGB, y en el cual oficialmente se mantenía a “prisioneros de guerra,” pero que en realidad ejercía como centro de depuración tanto de civiles alemanes como polacos que podían llegar a ofrecer resistencia intelectual o popular al régimen comunista en Europa central, y famoso además por ser el territorio de “caza” del asesino Salomón Morel quien, según estimados del gobierno polaco torturó y asesinó personalmente a cientos de personas durante su período como comandante del campo -especialmente con un método de tortura que él mismo denominaba “la pirámide,” y que consistía en ordenar a sus guardias a arrojar personas unas arriba de otras hasta formar una pirámide, matando así por asfixia a quienes se encontraban en la parte inferior, generalmente mujeres. El instituto gubernamental polaco encargado de recordar los horrores de la Segunda Guerra (IPN) tiene un muy interesante documento sobre los hechos, pueden leer una traducción automática realizada por el traductor de Google haciendo click aquí.- Irónica y tristemente, Zgoda anteriormente había sido un sub-campo de Auschwitz. Distintos dueños, misma barbarie.

1609-1.jpgNo obstante, esta entrada está dedicada a la última víctima de la Segunda Guerra Mundial, Leslie Croft, un británico que moriría 64 años después de terminada la guerra a causa de una complicación pulmonar causada por un fragmento metálico de un obús incrustado en su cuerpo durante sus años como combatiente para el Reino Unido en el frente italiano en 1943. Tras sufrir la profunda herida, Croft sería llevado nuevamente a su país, donde recibiría varias cirugías. La medicina de la época le permitiría recuperarse y vivir felizmente durante 64 años más, pero sería a cause de un bulto en sus intestinos, formado durante los años a causa del daño en el tejído intestinal a causa la cirugía, lo que debilitaría sus pulmones a causa de un bloqueo circulatorio.

Curiosamente Croft aun puede no ser la última persona en morir a causa de heridas sufridas en la Segunda Guerra Mundial, ya que como bien aclara el doctor Stanley Hooper para el Telegraph, aun varios sobrevivientes de la guerra tienen fragmentos de metal u otro tipo de heridas que, al igual en el caso de Croft, pueden complicarse al punto de causar la muerte.

El último pájaro de la Gran Guerra
Un A6M Zero derribado, fotografía tomada el 25 de Agostodel 45 donde puede verse el mensaje de rendición escrito por los pilotos comentando que hace 11 días que esperan ordenes sobre cómo procederY a todo esto, viene la historia del último avío derribado en la guerra. Un A6M Zeros japonés derribado por un Convair B-32 americáno, de nombre “Hobo Queen Two,. Derribado sobre 12 días después del brutal ataque con armamento nuclear sobre poblaciones civiles cometido por los Estados Unidos, es decir, el 18 de Agosto de 1945. Pocos días después Japón depondría sus armas y se rendiría formalmente. Evento en el cual, pero aunque ocurriría unos meses más tarde a la rendición formal, por primera vez en más de mil años, desde el Kojiki -el libro más antiguo del Japón y en el cual se menciona la divinidad del emperador,- un Emperador del Japón negaría ser un arahitogami, es decir, un dios viviente.

No obstante, existe una controversia con respecto a si esa fue la última batalla aérea de la Segunda Guerra, ya que el 17 de Agosto del 45, con Japón ya rendido, un B-32 debió aterrizar de emergencia en las islas Izu tras ser atacado por un grupo de combate japonés, según recuentos personales del legendario piloto de combate Saburo Sakai en su libro autobiográfico Zero-sen No Saigo.

Por cierto, el siguiente video es el anuncio oficial a la población de los Estados Unidos anunciando la rendición de Japón y es por muchos considerado como el punto final de la misma:

Las visitas de los MiGs a Occidente

Este fue el desenlace de una serie de apertura al mundo por parte de Rusia, ya que tan sólo un año antes (1988) aviones soviéticos habían competido por vez primera en un espectáculo aéreo Occidental, el Farnborough Air Show y anteriormente, en el 86, los MiG visitaron Finlandia en la primer incursión pacífica y oficial a Occidente.

No obstante, la historia de interés llegaría en 1989 cuando la Guerra Fría estaba llegando a su fin. Más precisamente el 1 de Agosto de dicho año, ya que tendría lugar uno de los acontecimientos más memorables de la historia. Dos MiG-29 Fulcrum cruzarían espacio aéreo norteamericano de manera pacífica por vez primera en la historia.

1150-1.jpg

En la imagen anterior pueden verse 4 estelas de vapor. Dos pertenecen a aviones F-15 Eagle Fighters de los stados Unidos, mientras que restantes restantes, más alejadas, pertenecen a dos MiG-29 soviéticos. No obstante, esta intercepción no sería igual a las cientos de anteriores, sería la primera con fines pacíficos y permiso oficial en décadas.

Los MiG-29, y un avión de soporte An-225 Mriya, se dirigían a Canadá, para participar por primera vez del espectáculo aéro de Abbotsford, para lo cual, deberían pasar primero por espacio aéreo estadounidense. Curiosamente, no solo cruzarían dicho territorio, sino que además aterrizarían para recargar combustible en una base aérea de la USAF, la Elmendorf AFB, base nexo de to Anchorage, la mayor ciudad de Alaska.

1150-4.jpg 1150-2.jpg 1150-3.jpg
Click en las imágenes para una descripción detallada.

 

Y se volvería una costumbre
Exitosa la experiencia, la misma se volvería a repetir meses más tarde, y en territorio más profundo. En la imagen vemos a aviones MiG-29 volando sobre Minnesota mientras son escoltados por aviones F-16 tras una visita oficial de los aviones rusos a suelo americano.

1150-5.jpg

 
… pero no siempre fueron pacíficos
Anteriormente, unos 10 años antes a la visita oficial a Finlandia, un piloto ruso apellidado Belenko desertaría llegando a aterrizar en Japón. No obstante, y a diferencia de los encuentros anteriores, este no sería en nada pacífico, y generaría una crisis internacional.
 

Gracias Alberto por el dato.
 

Enlaces relacionados
En el siguiente artículo (realmente muy buen osi entienden inglés) podrán encontrar información técnica del personal y los equipos utilizados durante el evento. Así como mayor cantidad de imágenes.
En el siguiente libro (en inglés. 97 páginas sobre el MiG-29) podrán encontrar un una detallada descripción técnica de las naves y una interesante mención de lo ocurrido el 1 de Agosto.
– En el Blog de Mezvan encontrarán un resumen del hecho y una imagen de la estela de excelente calidad.

La noticia del evento publicada por el New York Times el 20 de Julio del 89.

Búnkers, al mejor estilo “Fallout”, pero de la vida real

A lo largo de la Guerra Fría, las distintas súper-potencias crearon distintos refugios subterráneos, si bien en su gran mayoría militares, como la mega-fortaleza de los Urales, algunos de estos, fueron, literalmente, mini-ciudades para políticos y civiles.

Burlington
1147-6.jpgCorsham es un pequeño pueblito medieval de Inglaterra. Su aparente vida tranquila y emplazamiento de poca importancia a nivel estratégico lo convertía en blanco improbable de misiles soviéticos. Esto a su vez, sin embargo, lo convirtió en el lugar perfecto para ocultar en sus profundidades una ciudad subterránea que, dada la tragedia de una guerra nuclear, permitiese al Gobierno Británico seguir operando.

Ubicado a 30 metros de profundidad, y con una extensión de de 141 mil metros cuadrados y 61,2 kilómetros de pasillos y caminos, el mismo contaba con todos los avances tecnológicos de la época. Sobretodo a lo que telecomunicaciones respecta, ya que su función final sería la de, además de alojar al gobierno, permitir enviar mensajes a la ciudadania y ordenes al ejército. De hecho, su central telefónica era la segunda en tamaño en todo el Reino Unido, sólo superada por la central principal de Londres; así mismo, la BBC tenía un estudio de grabación y difusión desde el cual podría diseminar su programación a toda Europa. Más interesante aun, un sistema de Lamson -tubos de aire- permitía la comunicación casi al instante entre el persona.

1147-5.jpg 1147-4.jpg 1147-2.jpg

Capaz de acomodar entre 6 mil 7 mil personas, el mismo era completamente autosuficiente. Con un sistema redundante de reciclado de deshechos, purificación de aire y agua, también contaba con 12 enormes tanques de combustible para permitirle funcionar durante meses.

1147-9.jpg 1147-8.jpg 1147-1.jpg

En Flickr pueden ver varias fotografías del búnker
– La BBC tiene distintos “tour virtuales” a las distintas secciones de la instalación.
City of Ember tiene un artículo del búnker con excelentes imágenes y un mapa del mismo.
 

El hotel Greenbrier
1147-13.jpgEl pueblo de White Sulphur Springs en Virginia es también un lugar tranquilo. En el cual, quizás su único punto destacable es un hotel de lujo llamado The Greenbrier. El mismo, no obstante, esconde un increíble secreto. En caso de guerra nuclear, sería el lugar desde el cual el Congreso de los Estados Unidos seguiría operando. No en el hotel en sí, sino en el gigantesco búnker subterráneo que se hallaba bajo este. Una gigantesca construcción cuya construcción costaría varios cientos de millones de dólares y protegida por puertas de 30 toneladas y paredes de acero y concreto reforzado de varios metros de grosor especialmente para ataques nucleares.

Al igual que el anterior, contaba con la mejor tecnología en telecomunicación de la época, y estaba subterráneamente conectado a decenas de torres de radio distribuidas por todo el condado. A la instalación se puede entrar solo a través de un pasaje oculto en el hotel, protegido por una gigantesca compuerta de acero y titanio.

1147-10.jpg 1147-11.jpg

Imágenes de su construcción.
Interesante galería de imágenes.
 

… Fin de la primer parte. En la continuación hablaremos de la Montaña Mágica, la respuesta soviética que eclipsaba a cualquier búnker de los hallados en Occidente.

La odisea del Taifun

En 1976 el navío carguero de origen franco-germano MV Taifun recibiría una señal de auxilio de una embarcación civil soviética desde una de las zonas más problemáticas del Canal Inglés. La desesperación del operador de radio era tan notable, que a pesar de la intensa tempestad, el capitán de la nave mercante decidiría ir en auxilio. El siguiente video fue filmado por un tripulante del Taifun, y en el mismo puede verse la lucha contra las enormes olas, no sólo del Taifun, sino del barco ruso y un helicóptero de salvamento intentando rescatar a los náufragos. Un claro recordatorio de la furia de la naturaleza.

Si bien es difícil entender por lo visto en el video la odisea que vivió el Taifun, el siguiente video, filmado cerca de Islandia, y protagonizando un barco pesquero que quedo atrapado en un temporal, puede ayudarnos. No obstante, la tormenta que debió enfrentar el Taifun, y el lugar en particular, el Canal inglés, hacen de su travesía algo mucho más épico.

Y la naturaleza repitiéndose a si misma
Este video fue tomado en un crucero de Royal Caribbean (no estoy seguro de lo último) durante una tormenta trópical. Curiosamente, en una maravilla de los elementos, en la pileta del crucero se repite un fenómeno similar al que acontece fuera del navío: olas furiosas:

Seguramente a este surfer le hubiese gustado estar ahí…

Enlaces relacionados
Dark Roasted Blend -un excelente sitio de imágenes- tiene un especial sobre barcos Vs. olas gigantes.
– Una interesante investigación de la ESA sobre “olas monstruo”.

El dictador más megalómano y egocéntrico de la historia

Hace un par de años, más precisamente en el 2006, por motivo de su muerte, pude enterarme de la existencia de uno de los dictadores más megalómanos y egocéntricos, quizás, de la historia de la humanidad entera. De su cabeza salían ideas tan disparatadas y díscolas que uno, incluso, llegaba a tomarle “cariño”.

1112-3.jpgTras la caída del Bloque Soviético, infinidad de naciones y repúblicas se formaron de sus cenizas. La mayoría, como es el caso de Polonia o la República Checa, lograron salir adelante después de tal crisis. Sin embargo, otras, tan pequeñas que su tamaño era inferior al de una ciudad metropolitana y en regiones tan conflictivas como Medio oriente, se vieron a merced de la subida de nuevos dictadores.

Una de estas repúblicas fue Turkmenistán, la cual en 1992, poco después de salirse de la URSS, se metería en un problema aun más grande. Y no era para menos, ya que su recientemente electo Presidente, Saparmurat Niyazof, carecía de unos cuantos tornillos. Aunque debemos decir que la hazaña fue fácil, ya que él era el único candidato.

Niyazof, que había crecido huérfano en un orfanato soviético, estaba obsesionado con darle una “identidad” a su pueblo, que según él era inexistente tras tantos años de dominio Soviético. En primera instancia reflejaría su función mesiánica adoptando el nombre Turkmenbashi -Padre de los turcomanos-. Tanto le gustó su nuevo nombre que, prácticamente, renombró todas las ciudades, incluidas la más grande del país, como Turkmenbashi.

1112-2.jpg 1112-4.jpg 1112-5.jpg

Y para asegurarse de estar presente a todo momento, también renombraría el primer mes del año como “Turkmenbashi” -y como regalo a su madre Abril, y la palabra “pan” pasarían a llamarse como ella, Gurbansoltanedzhe-. No obstante, a sabiendas de que todo líder mesiánico debía escribir su propio libro de reglas morales y consejos para el pueblo, al cual llamaría Ruhnama. Libro que, por supuesto, estaría escrito con un alfabeto que él ayudaría a diseñar.

Este libro sería su orgullo, por lo que las bibliotecas de Turkmenistán, cuestión de no distraer al lector con “sandeces” como Platón, Aristóteles, Rousseau , Friedman, Darwin, etc, solo ofrecería el Ruhnama. Libro más que requerido, ya que si un turcomano quería graduarse en la secundaria, primero debía memorizar el libro completamente. Lo mismo si alguien deseaba ocupar un cargo público -el 99% de la plaza laboral de Turkmenistán-. Si eso no es poco, debemos agregar que su libro posee una un monumento de más de 10 metros.
Continue reading El dictador más megalómano y egocéntrico de la historia

El Panteón de cerebros de genios

Quizás algunos ya se han enterado de esta historia ya que ha sido escogida por Mind Hacks, el blog del excelente libro del mismo nombre escrito por Tom Stafford y Matt Webb que ya les recomendé varias veces en Anfrix. No obstante, la historia es tan apasionante y llamativa que he decidido realizar mi propia investigación.

1084-3.jpgEl panteón de cerebros
Los neurocientíficos rusos de mediados y principios del siglo XX estuvieron convencidos de la existencia de “patrones de genialidad” en el cerebro humano. Creían, que ciertos aspectos estructurales del mismo eran los responsables de diferenciar a un estúpido -según términos médicos de la época- de un físico o un matemático. Con esto en mente, el neurocientífico Vladimir Bekhterev, utilizaría su influencia durante el Congreso de Neurólogos y Psiquiatras de 1927 para proponer la creación de una colección denominada “El Panteón de cerebros”. Colección singular por demás, ya se encargaría de colectar los cerebros de grandes genios, con el fin de habilitar su estudio e investigación por generaciones futuras.

Irónicamente Bekhterev moriría pocos días después de la fundación del centro bajo “causas misteriosas” siendo registrada su muerte como un problema gastrointestinal y enterrado sin autopsia alguna -la causa real: se atrevió a diagnosticarle paranoia a Stalin-. Su pesado cerebro, de 1720 gramos, mientras tanto, se convertiría en la primer pieza de la colección.

La empresa sería retomada en 1928 por Vogt y varios otros investigadores, reorganizándose en el Instituto de Investigación Cerebral de Moscú. Prontamente una ardua cosecha de cerebros tendría lugar. Catalogados junto a una lista de logros y su respectiva biografía, los cerebros de políticos destacados, músicos y poetas, pero principalmente científicos -con una predilección hacia los matemáticos- irían siendo recolectados y tomarían morada en el lugar.

1084-1.jpgDistintos tipos de estudios serían realizados y compilados en una base de datos interna del instituto. Desde fraccionamiento en películas de porciones cerebrales, hasta estudios sobre fisiología e histología cerebral y estructurales. Siendo, desafortunadamente, perdidos varios de éstos documentos y una considerable cantidad de cerebros dañados a causa del mal cuidado con el paso del tiempo, especialmente durante la caída de la Unión Soviética.

No obstante, si algo puede acreditársele al Instituto, como remarca el mundialmente famoso Oliver Sacks, es que fue uno de los primeros centros de investigación neurológica en tener una perspectiva completamente biológica de la razón y la inteligencia humana, dejando de lado el sin fin de explicaciones metafísicas y espirituales que gobernaban la neurología occidental de los años 20s y 30s.

El último cerebro en engrosar la colección sería agregado en 1989, y pertenecería al famoso físico nuclear Sakharov, ganador de un premio Nobel en 1975. Según los registros del centro, podía leerse “Sakharov (1440g)”.

Nota curiosa: Una anécdota que quizás merece su tema propio, es el estudio realizado al cerebro de Lenin, tarea encargada al mismísimo Vogt unos años antes de la creación formal del instituto, y para la cual éste debería emplear más de un año con el fin de cortar el cerebro del susodicho en más de 34 mil finas películas y a su vez encontrar algo singular o genial en el mismo para dejar “contento al partido”.

Enlaces relacionados
– Investigando sobre el tema encontré a Kurioso, un blog que ha comenzado apenas hace unos días y que vale la pena tener en los marcadores (de este mismo blog, y aunque no esté relacionado, aprovecho para recomendarles el artículo ¿Cuánto medía Ernst Neufert?)

El largo viaje del cerebro de Einstein
Quizás al leer esto muchos recuerden la famosa historia del cerebro de Einstein. El cual, después de la muerte del despistado físico, se convertiría en si mismo en un objeto de investigación. Si no conocen la historia les recomiendo este artículo de Fogonazos.

Sharashka la prisión para genios

Sergey Korolyov, el ingeniero que desarrolló las naves serie Soyuz; Nikolay Timofeev-Ressovsky, genetista pionero; Leonid Ramzin, inventor prodigio; Aleksandr Solzhenitsin, Nobel en literatura; Andrei Tupolev, creador de la familia de aviones serie Tu y ANT; y muchos otros científicos tuvieron algo en común: fueron encarcelados en un campo donde, encadenados a tableros de diseño o laboratorios, se les encomendó la tarea de desarrollar tecnología bélica y propaganda para la URSS.

1054-1.jpgEl origen de estos nefastos campos de concentración para genios tendría lugar en 1934, cuando el ingeniero Leonid Ramzin y su grupo de trabajo fueran sentenciados y condenados a seguir trabajando como prisioneros bajo el estricto control de la policía secreta. Entre 1938 y 1939 los frutos de esta comisión serían evidentes, y bajo el mando del general Valentin Kravchenko, y la supervisión directa de Lavrenty Beria, un alto oficial de la NKVD, predecesora de la KGB, se crearía oficial y secretamente la sharashka. En 1941 recibiría su nombre formal, el 4to Departamento Special de la NKVD de la URSS. Creando durante los años complejos de investigación secretos en las áreas más remotas de Rusia.

Los años serían interminables para sus prisioneros, y sólo tras la muerte de Stalin, en 1953, su condición sería revisada y las operaciones del campo finalizadas.

Los “crímenes” y el esclavismo científico
1054-2.jpgEn la gran mayoría de los casos, los “crímenes” por los que éstos genios eran enviados a la Sharashka eran prácticamente irrisorios. Por ejemplo, el legendario Korolyov, tras ser denunciado falsamente por su jefe, Valentin Glushko, quien lo envidiaba inmensamente, sería enviado a un gulag normal por varios años. Allí, obligado a vivir en condiciones infrahumanas y trabajar hasta la muerte, perdería casi todos sus dientes, y sufriría un daño cardíaco irreparable. Solamente tras una fuerte presión por parte de un grupo de intelectuales soviéticos, su condena sería “aminorada”, y enviado a la Sharashka, donde, totalmente incomunicado de su familia y viviendo en el puro hacinamiento, debería trabajar durante 18 horas diaras diseñando aviones de combate para Stalin. Irónicamente, la paranoia soviética era tal que el mismo Glushko, el denunciante y también ingeniero prodigio, considerado como uno de los mayores expertos en propulsión del mundo, caería como sospechoso durante la Gran Purga y también sería enviado a la Sharashka. Donde se reencontraría con su antiguo y muy demacrado colega.

El trabajo era literalmente de esclavos, y el crédito de los descubrimientos conseguidos por los científicos prisioneros generalmente iba a científicos alineados o en buena relación con el Partido Comunista. Tras la muerte de Stalin y la finalización de las sharashka, el estado intentaría mantener a dichos científicos dándoles todo tipo de comodidades. Irónicamente, en el caso del más vapuleado de todos, Korolyov, tras su muerte se crearía una medalla en su honor y se lo despediría con un funeral de estado.

Nota: Los nombres no los he castellanizado ya que no es una práctica de mi agrado. Pero, y por si lo desean, encontrarán más información en castellano de las personas aquí nombradas buscando las versiones castellanizadas de sus nombres. Por ejemplo, en el caso de Sergey Korolyov, sería: Serguéi Koroliov.

Enlaces relacionados
– Resumen de El Primer Cículo de Aleksandr Solzhenitsin en Wikipedia (recomendado).
– Wikipedia tiene una categoría con enlaces a biografías de los prisioneros más destacados que pasaron por estas prisiones. (ing)
– El periodista Eric Frattini tiene en su sitio un conjunto de preguntas y respuestas sobre la KGB y la inteligencia soviética. Una de estas explica por qué Tupolev fue detenido y enviado al campo.
Biografía de Korolyov
– En la página de los archivos de la NKVD puede encontrarse una sección en memoria a las víctimas de dichos campos.

El bosque peor contaminado del mundo, donde los árboles se tornaron de color rojo

El desastre de Chernobyl fue una de las mayores tragedias ecológicas del siglo XX. El daño fue tal que una ciudad entera debió ser evacuada permanentemente, pero no sólo las ciudades se vieron afectadas. La naturaleza circundante a la planta sufrió un daño irreparable.

Si pensáramos que en el mundo existe un bosque de pinos en el cual, y a causa de la intensa contaminación, sus árboles se tornaron de color rojo, inmediatamente creeríamos que es una historia de ficción o un cuento. Pero no, el Bosque Rojo es algo tristemente muy real. Ubicado en el centro de la planta nuclear de Chernobyl, el mismo es un parche de 10 km2 cuyos árboles, tras absorber una intensa dosis de radiación, se tornaron de color rojizo y amarillento. El problema no fue causado por el desastre original, sino porque en el mismo se enterraron parte de los restos de la planta nuclear y desechos altamente contaminados de la zona. Estos desechos, gradualmente inutilizaron las napas subterráneas, y tornaron el área natural en el que es hoy en día considerado como el bosque peor contaminado del mundo.

No obstante, no solo el color de las plantas es anormal. Sino que varias de las mismas germinan con mutaciones y formas realmente llamativas. El mayor de éstos problemas es el gigantismo, por lo que es posible observar pinos doblados y casi derribados cuyas ramas son incluso más gruesas que su tronco principal.

Hoy en día el nivel de radiación, en las zonas peor contaminadas, puede calcularse entre 0,9 y 1,1 röentgen por hora -unas 100000 veces el nivel de radiación hallado en una ciudad como New York.- No obstante, y como ya hemos mencionado, el problema no esta en la superficie, sino en el suelo, donde los niveles de radiación en las napas llegan a ser fatales para los humanos.

Artículos relacionados
La expedición cientifíca que ingresó a Chernobyl tras el desastre.
Escalando la rueda de la fortuna de Chernobyl.

Perimetr, la máquina del fin del mundo

Perimetr es su nombre clave, y fue creado con el fin de dar un “golpe de gracia” a los Estados Unidos automáticamente en caso de un ataque nuclear repentino que aniquilara al Kremlin. Su origen tuvo lugar tras que el alto mando soviético se enterase de la existencia en el arsenal americano de submarinos nucleares capaces de desplegar un ataque nuclear a gran escala en menos de 30 minutos sobre Moscú. Estos submarinos no solo acortaban el tiempo de ataque, sino que los impactos eran más efectivos.

Tras acuerdo entre estrategas y científicos de la Unión Soviética se decidió construir un dispositivo que permitiese, en caso de la aniquilación de la cúpula de mando soviética, darle la oportunidad al mando militar restante de lanzar un ataque final bajo la doctrina ‘fail-deadly’ -ataque inmediato y devastador en caso de ataque-. La máquina, conocida en occidente como “Dead Hand” -en honor a la popular obra- y llamada Perimetr por los rusos.

Su mecanismo de acción es simple y a la vez redundante. El mismo se basa a partir de constantemente revisar canales de comunicación con el Kremlin y bases de importancia en territorio ruso. En caso de detectar un error de comunicación en todos los canales, el dispositivo abrirá los controles manuales del arsenal nuclear soviético. De esta manera permitiéndole incluso a oficiales de bajo rango lanzar un ataque masivo con bombas de cobalto a pesar de no tener los códigos de acceso suministrados por la cúpula soviética.

Estas bombas de cobalto, ideadas por el legendario científico nuclear Leó Szilárd, largarían suficientes isótopos de cobalto-60 a la atmósfera volviendo a la Tierra incapaz de albergar vida por varias décadas. Si bien es muy difícil que aun continue activo, investigadores de la talla de Peter Smith, historiador especializado en la Guerra Fría y autor de Doomsday Men, sugieren que posiblemente no solo se haya construido exitosamente, sino que además todavía podría seguir en funcionamiento.

La montaña Yamantau
La ubicación de Perimetr es desconocida, sin embargo, oficiales del gobierno de los Estados Unidos tienen una idea de dónde puede encontrarse. En lo profundo de los Urales existe un lugar considerado como el punto mejor fortificado del planeta. El mismo es capaz, según estimados de inteligencia, de resistir 6 impactos termonucleares directos. Esta gigantesca base se extiende subterráneamente por debajo de dos ciudades Beloretsk-15 y Beloretsk-16, y posee a su vez, según se estima, una de las mayores redes subterráneas de transporte del mundo. De hecho se cree que esta directamente conectada con Moscú vía un tren subterráneo de 800 kms. En la misma existe uno de los últimos laboratorios de investigación nuclear activos en rusia, el Chelyabinsk-70.

El caza parásito

El McDonell XF-85 Goblin, apodado como “huevo volador” a causa de su singular forma, fue comisionado inmediatamente tras la segunda guerra. Su objetivo era ser una última línea de defensa para grandes bombarderos, abriendo la posibilidad de que estos pudiesen escapar de la persecución de cazas enemigos.

Con este fin el Goblin era insertado en una de las bahías de un B-29 Superfortress. Razón por la cual sus dimensiones debían ser reducidas, convirtiéndose así en el caza a reacción más pequeño de la historia. Solo 4 metros y medio de largo. Para lograr esta reducción en tamaño se debieron de eliminar varios sistemas de la nave, como el de aterrizaje, innecesario ya que el Goblin estaba intentado para funcionar en una modalidad “parásito”, es decir, se acoplaría y desacoplaría de la nave madre mediante un sistema umbilical.

Desafortunadamente nunca se pudo concretar el sistema de reenganche a la nave nodriza, por lo que el proyecto fue descartado.

El avión más rápido

A pesar de ya tener varias décadas bajo sus alas el SR-71 sigue siendo el avión a reacción más rápido del mundo. Construido durante la Guerra Fría para espiar a los soviéticos su lema era simple y efectivo “no se destruye lo que no se puede tocar”. Con esto en mente los ingenieros de la Lockheed comenzaron a principio de los 60s a diseñar un cuerpo enteramente de titanio, para soportar la presión y las temperaturas de volar a tan altas velocidades, y una forma extremadamente aerodinámica, similar a una flecha voladora. En Marzo de 1968 comenzó su estado operacional y docenas de misiones fueron realizadas sobre suelo soviético. Si bien su velocidad máxima continua siendo un secreto bien guardado, oficialmente se dice que puede superar los 3.600 kilómetros por hora.

No obstante, y aunque no clasifica como avión, el vuelo piloteado a mayor velocidad de la historia fue realizado en un “cohete con cabina”. El proyecto X-15, un avión cohete que tuvo lugar a finales de los 50s, alcanzó una velocidad récord de 7.274 kilómetros por hora, convirtiéndose de esta manera en el vehículo piloteado más rápido de la historia (si bien el transbordador espacial alcanza velocidades muy superiores estas no son consideradas como récord ya que son producidas por la inercia y no por su sistema de propulsión).

Y el objeto más rápido construido por la humanidad
Este títiulo sin duda alguna lo ostenta la sonda espacial New Horizons, construida por la NASA con el fin de estudiar a Plutón. La misma es capáz de alcanzar una velocidad máxima de 250,000 km/h lo que es equivalente a 69,4 kilómetros por segundo, es decir, un 0.02% de la velocidad de la luz. Lo que significa que falta mucho para ir a una cantina llena de extraterrestes con el fin de contratar a un piloto mercenario que nos ayude a salvar a la galaxia de los Siths.

Kolyma, Una autopista construida con trabajo esclavo y huesos humanos

La llegada del comunismo a Rusia no solo incrementó el nivel de opresión que el pueblo ya venía sufriendo con los Zares. Sino que además, y desafortunadamente, propiciaría una serie de metas belicistas, muchas veces aceleradas y desmedidas, que intentarían ser alcanzadas bajo cualquier precio. Incluso si ese precio significaba la pérdida de millones de vidas humanas. Uno de estos proyectos fue la autopista de Kolyma, la cual, a causa de la enorme cantidad de esclavos que murieron durante su construcción, sería apodada como “La Vía de los Huesos,” ya que los restos óseos de miles de los obreros muertos serían también utilizados como material poroso en la mezcla de construcción.

En 1932 el Directorado de Dalstroy, encargado de planear construcciones a gran escala y a su vez bajo el control de la NKVD -la agencia predecesora de la nefasta KGB,- decidiría construir una autopista con el fin de conectar las regiones orientales de Yakutsk y Magadan con el banco este del río Lena. Pretendiendo así mejorar el transporte de suministros y el movimiento de tropas en esta región de dificilísimo acceso. La obra sería faraónica y comprendería realizar trabajos en un clima inclemente, cuyo promedio de temperatura iba de los -30ºC a los -40ºC y, en algunos casos, como en los picos de las Colinas del Este de Siberia, donde el viento se incrementaba, unos -60ºC.

Tales condiciones no significarían un gran problema para el Directorado de Dalstroy, ya que éste contaba con una casi inagotable fuente de trabajo esclavo al emplear prisioneros del campo de concentración de Sevvostlag. Gente, que en una gran mayoría, su único “crimen” había consistido en tener opiniones diferentes a las normas generales o simplemente haber criticado públicamente a la doctrina marxista.

Éste inhumano proyecto no solo se apoyó en la utilización de esclavos para su, eventualmente fallida, concreción. Sino que además, los restos óseos de los miles de esclavos que perecieron en la construcción, fueron utilizados como material poroso en la mezcla utilizada para realizar la base de la ruta. Esto llevó a que hoy en día la misma sea considerada como un monumento conmemorativo al sufrimiento de dichas personas y se apodara como “la Ruta de los Huesos”.

A las decenas de miles que perdieron sus vidas en el campo de concentración, o gulag, de Sevvostlag hoy se las recuerda con un masivo y a la vez emotivo monumento llamado la Máscara del Lamento. Algo que me impresionó del monumento, es que la lagrima del rostro más grande esté hecha a partir de rostros más pequeños. Creo que ese es un fiel y revelador reflejo de las atrocidades de Kolyma.

Personalmente recomiendo el libro del escritor y poeta Varlam Shalamov, “Historias de Kolyma”. Shalamov fue prisionero del gulag y durante su cautiverio trabajó como esclavo, entre otros, en el proyecto de la autopista.

Enlaces relacionados
– El Museo del Gulag tiene un excelente artículo (en inglés pero con varias fotos) mencionando las duras condiciones en las que estos esclavos debían de trabajar.