Un trabajo insalubre

El trabajo de los mineros es ya de por si muy peligroso, no por nada en el pasado habíamos hablado sobre la mina de diamantes de East Rand en Sudáfrica, considerada como la mina más mortífera del mundo. En esta oportunidad, no obstante, hablaremos sobre otra mina cuyas condiciones de trabajo son atroces: las minas de sulfuro del volcán Ijen, un verdadero infierno en la tierra.

Las minas de sulfuro del volcán Ijen

La actividad geológica del volcán Ijem, en el Estrecho de Sundra entre Sumatra y la isla de Java, creó un enorme lago con forma de copa, en el cual el agua es constantemente mezclada con grandes cantidades -cientos de miles de toneladas- de ácido sulfúrico e hidroclorhídrico así como también sulfato de aluminio e hierro de los cuales se calcula existen unas 40 millones de toneladas sólo mezcladas con el agua del lago.

Esta mezcla y las aberturas submarinas calientan la superficie del mismo a unos 60 grados celsius, y el fondo puede alcanzar unos sorprendentes 200 grados, razón por la cual el calor en la región, combinado con la intensa humedad, crean un ambiente agobiante para el ser humano y la vida animal.

Minas de sulfuro de Java.
Minas de sulfuro de Java.

No obstante, si bien ya el lago es todo un espectáculo, son las emanaciones de sulfuro puro que salen a manera de chorros de las aberturas en las paredes basálticas formadas por el volcán a orillas del lago -formaciones técnicamente denominadas como fumarolas-.

Muy pocos lugares se comparan a las minas de sulfuro del volcán Ijen. Curiosamente, los lugares comparables también fueron creados por volcanes, como es el caso de Danakil, el desierto más inclemente de la tierra. En Danakil también existe una actividad minera intensiva, ya que de sus tierras se minan bloques de sal y a diferencia de Ijen donde el crimen no es común, Danakil está plagado de piratas del desierto los cuales asaltan constantemente a las caravanas de mineros de sal.

Minerales en el agua: los minerales en el agua tienen el particular efecto de alterar su color, dependiendo la tonalidad del tipo de mineral presente en el agua. Un curioso ejemplo de esto es el Fly Géiser en Nevada, un géiser que emite agua con tonalidades anaranjadas y verdosas.

De estas emanaciones, los trabajadores van a obtener el preciado mineral. Trabajo por el que recaudan 5 dólares diarios y por el cual deben pagar con un enorme deterioro a su salud. De hecho, según el artículo, el promedio de vida de estos trabajadores no supera los 30 años.

Minas de sulfuro de Java.
Minas de sulfuro de Java.

Esta mina, ubicada en Indonesia, en el Estrecho de Sundra entre Sumatra y la isla de Java, es famosa a nivel mundial debido a la erupción del volcán Krakatoa en 1883. Una erupción que causó una explosión tan fuerte que fue una de las explosiones más fuerte en la historia de la tierra. La gigantesca que puede verse en la imagen es la del súper-volcán Toba, cuya erupción tuvo un efecto devastado en la humanidad hace miles de años.

La enorme actividad volcánica en esta isla a generado estos depósitos minerales y químicos que hoy son tan buscados económicamente. Una de estas erupciones fue la que produjo el «cráter verde» o kawah ljen en el idioma local. Este cráter contiene 36 millones de metros cúbicos de sulfuro e hidroclorhídrico y se ha vuelto en el peligroso medio de vida de estas personas.

La siguiente imagen nos muestra una comparación entre las mayores erupciones volcánicas a lo largo de la historia.

Desafortunadamente, si bien este medio de vida es dañino a la salud, a estas personas empobrecidas no les queda otra salida que intentar juntar el poco de dinero que les pagan por canasto para intentar sobrevivir tanto ellos como sus familias.

Minas de sulfuro de Java.
Minas de sulfuro de Java

Más sobre minería

La mina a cielo abierto que devora a una ciudad

Las minas de sal de Danakil, trabajando a más de 50 grados entre piratas y lagos de ácido