El comportamiento felino

El comportamiento de los felinos es tan complejo como interesante, en el pasado ya habíamos sobre el ronroneo de los gatos y sus causas. Comportamiento que si bien puede malinterpretarse como un simple sonido más que emiten los felinos, específicamente los del género félis ya que los felinos del género panthera, como por ejemplo los leones o tigres, no ronronean sino que gruñen, es en realidad un complejo sistema de comunicación. En esta oportunidad hablaremos sobre otra compleja e interesantísima característica de los gatos: su atracción a la nébeda.

La nébeda se denomina de manera científica como nepeta cataria, pero de manera coloquial se la suele denominar como la menta de los gatos, la hierba de los gatos, menta gatuna, gataria o, incluso, albahaca de gatos (debido a la forma de sus hojas similar a la de las hojas de la planta de albahaca).

A continuación hablaremos en detalle sobre ésta particular planta y veremos un vídeo de la misma en acción.

Un gato hogareño frotando su cuerpo en una planta de nébeda.
Un gato hogareño frotando su cuerpo en una planta de nébeda.

La nébeda, la hierba de los gatos

Ésta particular planta perenne de tallo grisáceo y velluda, la cual suele crecer de manera asilvestrada en Norteamérica y Europa por lo general en terrenos baldíos, setos y taludes, suele identificarse por el simple hecho de que donde crece notaremos un elevado número de gatos en los alrededores.

Su tamaño ronda entre los 15 y 65 centímetros de altura, y si bien se le asignan ciertas propiedades curativas, de hecho su nombre, nepeta (del latín nepa, escorpión), debido al hecho de que en el pasado se creía que curaba la picadura de escorpión, su mayor característica es que la misma es un narcótico para los gatos.

Las plantas y el comportamiento: existe una gigantesca cantidad de plantas cuyos compuestos químicos tienen efectos sobre el comportamiento de los animales e incluso los insectos. Por ejemplo, en el pasado una planta llamada belladona era utilizada como un cosmético ya que tenía un efecto dilatador en las pupilas de las mujeres. No obstante, con el avance de la ciencia se descubrió que la misma era venenosa.

En efecto, los aceites aromáticos en estas plantas son irresistibles para los gatos que los mismos sienten una atracción magnética hacia la planta. Una vez en contacto con ésta los gatos comienzan a frotar sus rostros y cuerpos en la misma, hasta llegar a un estado de éxtasis y estupor.

El vídeo aquí presentado es un fragmento del episodio «Pociones Mágicas» de la serie «Animales Sobrenaturales 2» en el que se ve un extraño comportamiento en los gatos de todo el mundo. Los aceites encontrados en la planta Nepeta cataria poseen un efecto narcótico en los felinos. En un principio afecta su estado de animo volviéndolos más juguetones y posteriormente, mientras más se ingiera, lleva a estos a desplegar comportamientos erráticos.

El compuesto químico que atrae a los gatos se encuentra principalmente en sus aceites aromáticos ya mencionados, los cuales son producidos en las hojas. Debido a esto es que los gatos se frotan de manera frenética contra éstas plantas, ya que al hacer esto rompen o quiebras varias hojas liberando de esta manera una mayor cantidad de aceites.


Más sobre felinos

La feroz belleza de un tigre de bengala bajo el agua

― Los animales híbridos más espectaculares de la naturaleza