3753 CruithneNo queriendo causar falsas ilusiones en algunos de mis lectores romperé la ‘noticia’ rápidamente. No. 3753 Cruithne, un asteroide de aproximadamente cinco kilómetros de diámetro, no es la segunda luna terrestre ya que el mismo órbita al Sol y no a la Tierra -aunque en ciertos períodos de cercanía la gravedad terrestre perturba la órbita de Cruithne.- No obstante, desde su descubrimiento en 1983 su particular órbita de 364 días y su relativa cercanía con la Tierra durante, especialmente todos los meses de noviembre, hizo que se apodase informalmente a este asteroide como la «segunda luna terrestre.» Esto más que nada por la confusión que causó durante los primeros años de conocida su existencia hasta que se pudo saber correctamente su órbita y a manera broma.

Por desgracia deberemos de conformarnos con nuestros satélites artificiales y la siempre creciente chatarra espacial. Que a este ritmo, seguro en algunos cuantos siglos seremos exitosos en crear una luna de basura -Futurama ha sido visionaria-

La segunda luna terrestre
Proyectil lunarHallarle una segunda luna a la Tierra fue prácticamente una obsesión para varios astrónomos de siglos pasados, sobretodo en los del siglo XIX. Esto llevó a que varios prestigiosos observadores del cosmos se apresuraran a sacar conclusiones sin antes verificarlas del todo. Como por ejemplo Frédéric Petit, director del observador de Tolouse, quien con bombos y platillos anunciara haber descubierto la segunda luna terrestre en 1846. Prontamente el descubrimiento de Petit fue declarado como erróneo y la reputación de este prestigioso hombre se vio afectada considerablemente. No obstante, de esto se enteraría el legendario escritor Julio Verne, quien cautivado por la idea, escribió sobre una pequeña y diminuta segunda luna terrestre. Casi sesenta años más tarde el astrónomo Georg Waltemath, tras estudiar perturbaciones gravitatorias en la órbita lunar, creyó estar seguro de haber encontrado una segunda luna de unos 700 kilómetros de diámetro a poco más de un millón de kilómetros de la Tierra, llegando a anunciar muy orgullosamente que durante algunas noches podía vérsela brillar durante una hora o poco más.

Curiosamente el descubrimiento de Waltemath, que era errado, sería «confirmado» no por un astrónomo sino por un astrólogo, Walter Gornold, quien incluso fue tan lejos como ponerle un nombre: Lilith.

Esta entrada tiene 7 comentarios

  1. jajaja los astrólogos siempre poniendo «planetas» para darle sentido a las predicciones, esa luna todavía existe en la astrología, en la carta natal aparece Lilith como la luna negra, pero si le preguntas a algún astrologo moderno te dirá que es un punto especial de la carta ke indica…….. XD

    otra cosa interesante es la mitología de Lilith.

  2. Sí, justamente ese astrólogo propuso la teoría de que esta segunda luna controlaba la lluvia 😆

  3. Seguros que ese astrólogo se llamaba Gornold? tengo entendido que su nombre es Sepharial, a menos que se trate de un seudónimo. Por otra parte la Tierra si posee otros satélites naturales además de la Luna, se trata de nubes de polvo ubicadas en dos puntos de Lagrange. Las descubrió hace unas décadas un astrónomo de apellido Kordelewski, no es broma ni pseudociencia. Sería bueno comentarlo Anfrix…

  4. Paco, si, efectivamente pienso dedicarles una entrada. Esta entrada se refería al sentido tradicional de un satélite, como se interpretaba en el siglo XIX en el cual tuvo lugar esta «fiebre» por encontrar una segunda luna. 🙂

    Astrónomo, gracias por el enlace.

  5. flaco dise que en el siglo xix en la actual tuvo lugar /fiebre / por encontrar la segunda luna

  6. Me encanta la luna Cruitne es increíble saber que existe en la Tierra dos satélites, me encanta y me largo

Deja un comentario

Cerrar menú

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies