La búsqueda de imágenes en movimiento

Desde que los inicios de la civilización, el hombre buscó una manera de retratar la esencia de la vida, logrando desarrollar así, las bellas artes, sin embargo, durante mucho tiempo, se buscó una manera de animar figuras estáticas, de lograr que las pinturas y dibujos “cobraran vida”, esto fue durante muchos siglos una fantasía, hasta 1824, cuando el doctor John Ayrton Paris desarrolló el primer juguete óptico de la historia: El Taumatropo

Nota: esta es la primera parte en la serie sobre la historia de los dibujos animados en la cual hablamos sobre los primeros dispositivos manuales que permitían animar pequeños dibujos. Puedes ver la segunda parte en la cual comenzamos a ver la aparición de los proyectores automáticos siguiendo este enlace.

Taumatropo

Ilustración publicitaria de un niño sosteniendo un taumatropo en sus manos.
Ilustración de un niño sosteniendo un taumatropo. Vemos en la imagen como el mismo explota el concepto de persistencia de la visión.

John Ayrton Paris inventó el Taumatropo en Inglaterra en 1824 para demostrar la persistencia de la visión. El aparato consiste en dos imágenes colocadas sobre una placa circular oscura, cada una a un lado, esta placa está sujeta por dos cordeles situados en ambos costados. Al hacer girar la placa rápidamente (torciendo y estirando los cordeles) se obtiene la ilusión óptica que muestra ambas imágenes como una sola. Este dispositivo se promocionó como un juguete para niños, y técnicamente no mostraba una animación, sino que simplemente componía dos imágenes en una y eso era visto como algo novedoso y entretenido por los niños del siglo XIX.

Fenantiscopio o estroboscopio

El segundo juguete óptico en ser creado fue el Fenantiscopio, la historia de este juguete es curiosa, puesto que fue inventado por dos personas casi simultáneamente El físico belga Joseph Plateau lo llamó fenantiscopio, mientras que el científico austriaco Simon Stampfer lo llamó Estroboscopio, para hacer más curiosa la historia, ambos inventores lo crearon en 1830. El juguete consiste en varios dibujos idénticos, en posiciones ligeramente diferentes, distribuidos por una placa circular lisa. Cuando esa placa se hace girar frente a un espejo, se crea la ilusión de una imagen en movimiento. Este fue el primer instrumento capaz de crear la ilusión de movimiento.

Ilustración de un hombre sosteniendo un fenantiscopio o estroboscopio.
Ilustración de un hombre sosteniendo un fenantiscopio o estroboscopio frente a un espejo para así observar la ilución de movimiento.

Zootropo

Ilustración de un antiguo zootropo.
Ilustración de un antiguo zootropo.

El Zootropo fue inventado en 1834 por William Horner bajo el nombre de Daedaleum, este instrumento está basado en el Fenantiscopio, aunque su funcionamiento sea diferente. El Zootropo consiste en varias imágenes distribuidas sobre tiras de papel en el interior de un tambor de metal con unos cortes, al hacer girar el tambor rápidamente, se crea la ilusión de movimiento (Para poder ver las imágenes, el espectador debe ver a través de una ranura). A partir de 1860 el zootropo fue comercializado en Francia, Inglaterra y Estados Unidos, con lo que alcanzó gran popularidad. Este era un dispositivo extremadamente simple, también, al igual que el anteriormente mencionado fenantiscopio o estroboscopio, basado en el concepto de la persistencia de la visión (en realidad toda animación proyectada en una pantalla está basada en dicho concepto. Las películas modernas en 4K no son más que una rapidísima sucesión que va entre 30 a 60 cuadros por segundo).

Este juguete simple se volvió relativamente popular entre las clases adineradas de la época, quienes solían mostrarlo a sus invitados como algo novedoso y llamativo. No era algo más allá de una curiosidad. En este sentido nos recuerda a los veleros de tierra de Mauricio I.

Zoopraxiscopio

El Zoopraxiscopio fue otro juguete óptico, desarrollado en 1879 por Eadweard Muybridge (tras su famoso estudio fotográfico del galope de un caballo), este aparato era similar a un proyector de cine moderno. Su diseño esta basado en el del Fenantiscopio.

Este aparato consiste en un disco de cristal con imágenes pintadas, Muybridge adaptó un dispositivo de contra-rotación, lo que hace que un disco metálico dentado (que sirve para separar las imágenes) gire contario al disco de cristal, esto crea la ilusión de movimiento, Muybridge también adaptó al dispositivo para que las imágenes fueran proyectadas en una pantalla iluminada con una linterna.

Fotografía de un zoopraxiscopio.
Fotografía de un zoopraxiscopio conservado en perfecto estado en un museo de arte.

Estos juguetes fueron los primeros artefactos en mostrar imágenes en movimiento, sin embargo, solo eran imágenes cíclicas que repetían una y otra vez la misma escena, haría falta el desarrollo del Praxinoscopio por parte de Emile Reynaud, quien es considerado el padre de los dibujos animados… pero esto lo veremos en la segunda parte de esta serie.

Ejemplo de un conjunto de cuadros de un zoopraxiscopio.
Ejemplo de un conjunto de cuadros de un zoopraxiscopio.En esta animación clásica vemos los cuadros de un jinete galopando en su caballo.

Este excelente artículo ha sido contribuido por Beat Boy.

Ir a la segunda parte de La historia de los dibujos animados.


Más sobre arte y animación

Erhard Schön el ilustrador pionero

La tetera de Utah, la tetera más famosa del mundo y el diseño 3D