Catalogar toda la información de Internet

La visión de Paul Otlet publicada en su obra de «Tratado sobre Documentación» veía un mundo optimista donde toda la información del mundo esté no solo al alcance de todos, sino que la misma se encuentre organizada y catalogada de tal manera que hallar información sea una tarea fácil y rápida, en pocas palabras, toda una Internet primitiva y hecha sin tecnología moderna.

La cual, hablaba de un futuro en el cual la información se encontrase disponible de manera inmediata y universal. Muy similar en esencia a lo que hoy llamamos Internet, más específicamente una combinación entre Google y Wikipedia. Este tratado, publicado en 1932, documentaba el esfuerzo de más de una década, con origenes en el año 1920, que Otlet venía intentando realizar para catalogar toda la información del mundo

Archivistas Mundaneum, la internet primitiva.
Las archivistas del Mundaneum controlando las fichas CDU dentro del Sistema Bibliográfico Universal. Este proyecto puede considerarse como una internet primitiva.

Junto a Otlet se encontraba Henri La Fontaine, futuro ganador del Premio Nobel de la Paz y escritor del tratado «Bibliografía de la paz». Tratado que ganó mucha popularidad en la década de 1930 en el cual argumentaba como el acceso al libre conocimiento y la educación universal lograrían ayudar a la humanidad a alcanzar y proteger la paz mundial.

La información, según la propuesta de Otlet, se administraría en índices y sería enviada según pedido a distintas pantallas distribuidas No obstante, si bien la misma requería de un intensivo trabajo manual por parte de los administradores, posee una curiosa relación muy similar al concepto de hipervínculos vistos hoy día, a la que Otlet llamaba «enlaces simbólicos».

Para su creación del proyecto el gobierno de Bélgica les brindo varias habitaciones del palacio ubicado en el Parque del Cincuentenario. Es en este período En 1920 pasaron de simplemente catalogar información a también acumular colecciones bibliográficas, instalando el Palacio Mundial, como se llamaba el proyecto en ese entonces, en un edificio gubernamental cercano al .

El Mundaneum

Sin embargo, esta no era solo una «idea alocada». Otlet junto a otro abogado, Henri La Fontaine, hacía 22 años que venía trabajando en un gigantesco proyecto, ya fallido cuando escribió su tratado anterior, de recopilación de información denominado Mundaneum. Cuyo objetivo era el de en el cual se acumular, catalogar y presentar toda la información del mundo (grandes ambiciones por cierto).

Esta clasificación, se realizaba mediante un sistema denominado Clasificación Decimal Universal. Con el cual, más de 12 millones de tarjetas índice y documentos relacionados serían creados.

En la siguiente imagen vemos una de las características más populares entre los visitantes del Mundaneum, el gigantesco globo terráqueo central.

Gigantesco globo terráqueo.
Gigantesco globo terráqueo en el edificio que aloja actualmente al Mundaneum.

Gradualmente la monumental tarea perdería el apoyo con el que había gozado en un principio, fue perdiendo impulso a lo largo de las décadas, sobre todo tras los eventos transcurridos en la Segunda Guerra Mundial en los cuales gran parte del material bibliográfico fue destruido o dañado de manera irreparable y tras el fracaso de la construcción final del edificio sobre el cual se basaría el proyecto. Hoy, los remanentes del Mundaneum son piezas de museo en Bruselas.

Actualización

Hemos publicado un nuevo artículo donde se habla del Mundaneum en detalle y se da una explicación minuciosa tanto de su historia, su funcionamiento y el sistema de clasificación decimal.

Puedes ir a la nueva publicación siguiendo este enlace.