Los desiertos son ciertamente maravillas de la naturaleza. Si bien se han caracterizado durante años como territorios inclementes donde reina el calor extremo y despiadado, los mismos, durante las noches, suelen ser extremadamente fríos.

Fotografía de la superficie congelada de Rub'al-Khali en Arabia Saudita.
Fotografía de la superficie congelada de Rub’al-Khali en Arabia Saudita. Esta imagen pertenece a una serie de imágenes satelitales tomadas por la Agencia Espacial Europea.

No obstante, en varias partes del desierto árabe, como Rub’al-Khali ubicado al sudeste dicho país, durante los meses invernales de Noviembre y Diciembre, la temperatura puede llegar a los 0ºC. Esto, combinado con el frío inusual experimentado durante los años 2006 y 2007, ha llevado a maravillas tales como poder presenciar un desierto congelado. No será la Antártica, pero tiene su mérito.

Hacia la derecha puedes ver una de las varias imágenes satelitales tomadas por la Agencia Espacial Europea de la zona en cuestión.

Si bien esto suele ocurrir normalmente en la parte sudeste, ya que los vientos venidos del Índico disminuyen considerablemente la temperatura, dicho fenómeno también puede ocurrir más al norte.

Por lo tanto queda preguntarnos ¿es común el frío en los desiertos?

Los desiertos fríos

La respuesta a la anterior pregunta es afirmativa. Como hemos mencionado en el primer párrafo de este mismo artículo, es común que durante las noches y sobre todo durante los inviernos muchos desiertos se vuelvan lugares extremadamente fríos. Por ejemplo, durante la Primera Guerra Mundial, no era extraño que las frías noches desérticas causen una gran cantidad de bajas entre las tropas de todos los bandos.

Fotografía de los Valles secos
Valles secos, la región de la tierra donde no llueve desde hace 2 millones de años.

No obstante, lo anterior, es decir la creencia general de que los desiertos deban ser lugares agobiantes y calientes, donde el calor reina de manera inclemente es solo una creencia popular que ha perdurado en el imaginario del común de la gente debido a las historias de aventura y la popularidad del desierto del Sahara.

En realidad, a nivel geográfico, un desierto es un lugar extremadamente árido, de terreno relativamente uniforme y con una escasa cantidad de vida animal y vegetación. En el mundo existen infinidades de desiertos constantemente fríos, en los cuales sería imposible sobrevivir por más de unos pocos minutos sin abrigo.

A continuación hablaremos de algunos de los desiertos más fríos del mundo.

Los desiertos más fríos del mundo

Por ejemplo en la Antártida tenemos un particular desierto donde hace más de 2 millones de años que no llueve. Estos son los denominados Valles Secos, una región de 4800Km² famosa por ser el único lugar del planeta a cielo abierto sin precipitaciones. El mismo se encuentra cerca del Lago Bonney.

En América Latina, más precisamente en la Cordillera de los Andes, la cadena montañosa que divide a gran parte de los países del continente, nos encontramos con un particular desierto desierto repleto de hielo. En efecto en le mismo se hallan los denominados hielos penitentes, una de las formaciones naturales más interesantes del planeta tierra.

Enlaces relacionados

Un desierto del centro de Asia desierto en el cual a veces suele nevar.