Capturas pirata de señal

En las series y películas suelen existir escenas en las cuales la señal de un canal de TV es tomada a la fuerza por un pirata para transmitir un mensaje. En la realidad esto es realmente muy extraño debido a la complejidad de la tarea, lo rigurosas que son las leyes al respecto y ciertamente la cantidad de contra-medidas de seguridad que poseen los canales de TV. Sin embargo, hubo oportunidades en las que canales de TV fueron «hackeados» causando un revuelo sin igual: el mensaje de Vrillon y el incidente de Max Headroom.

A continuación hablaremos sobre la historia de estos dos episodios históricos y veremos los vídeos correspondientes.

Vrillon

El mensaje de Vrillon es una de las capturas de señal de TV más raras de la historia. Ocurrió el 26 de Noviembre de 1977 en el Reíno Unido cuando un pirata, llamado el comandante Vrillon, utilizó una poderosa señal VHF para capturar los feeds de audio de varias estaciones de televisión. El mensaje emitido haría referencia a un ser llamado Vrillon del «Comando Galáctico Ashtar». Acto seguido Vrillon informaría que su especie visita la tierra desde hace siglos y daría varios consejos a la humanidad.

En un principio el mensaje causó histeria masiva en miles de televidentes que lo creyeron verídico y si bien seguramente se trataba de un bromista al día de hoy miles de personas continúan creyendo que, efectivamente, esta fue una comunicación extraterrestre. Incluso existen varios grupos compuestos por centenas de miembros esperando la llegada de Vrillion. Al día de hoy no se sabe quién realizó el acto de piratería.

El mensaje, de una 600 palabras en total duró alrededor de unos 6 minutos. La señal pirata capturó en total a cinco repetidores controlados por el IBA, la Autoridad Independiente de Transmisión por sus siglas en inglés.

A continuación el vídeo del incidente:

La misma se pudo escuchar en Londres, Oxford, Andover, Newbury, Reading, Winchester y Southhampton. Inmediatamente tras su transición las autoridades británicas comenzaron una extensiva investigación, ya que la captura de una señal pública fue considerada como un asunto de seguridad nacional por el gobierno. Esta investigación incluyó a varias agencias del gobierno y se extendió durante semanas.

Se cree que hasta el mismo primer ministro británico, James Callaghan, se involucró en la investigación según aseguraron fuentes del gobierno del Reino Unido. Extraterrestre o no, las autoridades gubernamentales necesitaban saber quién estuvo detrás de la captura de señales públicas. Curiosamente, nunca se pudo detectar quién fue el autor o el verdadero motivo detrás de este acto.

No obstante, existió una intervención de señal de TV mucho más interesante unos años más tarde de la cual hablaremos a continuación.

Max Headroom

La más famosa de todas ocurrió en 1987 cuando alguien, desconocido hasta el día de hoy, utilizó un complejo sistema para capturar y reemplazar la señal del WTTW en Chicago que se encontraba emitiendo la popular serie Dr. Who por su propia señal. La escena duraría poco más de un minuto y en ella se vería a un personaje enmascarado recitando frases incoherentes y haciendo monerías a la cámara.

El caso fue tan grave que el FBI y otras agencias de seguridad intervinieron en el asunto. No obstante, por más ardua que resultara ser la investigación nunca lograron descubrir quién o cómo se capturó la señal.

Lo enigmático del caso, como afirmaron los encargados de la investigación, es que sólo un genio con inmensos conocimientos en el tema pudo haber sido capaz de realizar semejante hazaña, y así y todo solo aprovechó la señal para bailar en cámara y emitir frases sin mucha coherencia.

Por fortuna nadie capturó la señal de la estación de radio británica BBC Radio 4, estación utilizada por los submarinos nucleares de la Marina Real Británica como faro de coordinación.