Figuras humanas

A principios del siglo XX se puso de moda entre los ejércitos del mundo realizar figuras de sus escudos, animales o símbolos heráldicos nacionales. De esta manera, no solo se demostraba la disciplina de los soldados, logrando formar perfectamente complejas e intrincadas figuras que, vistas desde el aire, cobraban sentido, sino que además servían para, en teoría al menos, levantar la moral de las tropas.

A continuación veremos algunos de los mejores ejemplos de estas imágenes tan populares a principios del siglo XX, tanto militares como civiles.

Figuras humanas realizadas por militares

Fue especialmente en los campos de entrenamiento de las reservas y unidades regulares de las fuerzas armadas de los Estados Unidos donde esta técnica, digna de hace envidiar a cualquier colonia de hormigas, incluso el hormiguero más grande del mundo, se volvió todo un arte. Formando todo tipo de imágenes y escudos muy queridos para pueblo americano con miles y miles de soldados.

Estas últimas fotografías fueron tomadas por los fotógrafos Arthur Mole y John Thomas, especialistas en fotografías de magnitud épica. Noten la excelente perspectiva que logran darle a las imágenes, destacando a los hombres cercanos a la cámara mientras que, los más alejados, logran confundirse entre la maraña de personas como si solo fuesen puntos o trazos.

La Estatua de la libertad, quizás el símbolo máximo de los Estados Unidos y diseñada y construida en Francia (puedes ver las imágenes de su sorprendente construcción siguiendo este enlace), representada por varias decenas de miles de soldados en el año 1918 en el Camp Dodge, con la cooperación de 18 mil hombres, la mayoría miembros de brigadas de reservistas.

La Estatua de la Liberta, 1918, Fuerte Dodge.

La Campana de la Libertad, famosa tras ser la campana utilizada para llamar a los ciudadanos de Filadelfia en 1776 para leerles por vez primera la Declaración de Independencia. La misma, también realizada en 1918, pero en el Fuerte Dix, requeriría la cooperación de 25 mil reservistas.

La gripe española: debemos remarcar que la mayoría de estas imágenes se realizaron entre 1918 y 1920, años en los cuales la temible Gripe española azotaba el mundo. Quizás agrupar a tantos miles de soldados durante varios días practicando las figuras no fue la mejor de las ideas.

La campanada denominada como Liberty Bell, 1918, Fuerte Dix. Uno de los símbolos más importantes de la independencia Estado Unidense.

En la tercera imagen vemos el emblema del cuerpo de Marines. Esta, es ciertamente la más increíble de todas, no solo por el número de hombres requerido, sino por la complejidad del emblema.

Además del águila crestada –Morphnus guianensis y el ancla inclinado, debían formar el globo terrestre y en el centro del mismo una imagen correcta de todo el continente americano.

Emblema del cuerpo de Marines de los Estados Unidos, realizado entre los años 1918 y 1919.

Fotografía aérea antigua: todas las fotografías tomadas por Arthur Mole y John Thomas fueron realizadas utilizando grúas, desde las cuales el fotógrafo se colgaba de manera muy precaria. Puedes ver un ejemplo de este tipo de fotografía al final de nuestro artículo sobre las palomas espías de principios del siglo XX.

En la cuarta y última, también extremadamente compleja, vemos al perfil Presidente Woodrow Wilson (y su autógrafo) formado a partir de 21 mil reservistas del Campo Sherman. Esta es ciertamente una de las figuras humanas más complejas de la obra:

Retrato del presidente Woodrow Wilson realizado por soldados, uno de los mejores ejemplos de figuras humanas.
El presidente Woodrow Wilson (y su autógrafo) formado a partir de 21 mil reservistas del Campo Sherman.

Figuras realizadas por civiles

No siempre eran ejércitos, en el ejemplo anterior vemos el tigre de la Universidad de Pittsburgh, realizado el 9 de Abril de 1920 por su alumnado.

El tigre de la Universidad de Pittsburgh.
El tigre de la Universidad de Pittsburgh, realizado el 9 de Abril de 1920 por su alumnado.

Muchas de estas imágenes, generalmente realizadas por los fotógrafos estadounidenses de principios de siglo Mole y Thomas, son preservadas y curadas en las galerías de Carl Hammer en Chicago y varios otros expertos curadores de arte contemporánea.

Si deseas continuar leyendo sobre fotografía te recomendamos el siguiente artículo sobre Robert Capa, el fotógrafo que descendió con las tropas estadounidenses en la primera ola del desembarco de Normandía durante el histórico Dia D.