Tag Archives: Armamento antiguo

Un arma con balas cuadradas (para católicos y musulmanes)

Patente del arma de PuckleEn la historia han ocurrido hechos descolocados ciertamente, siendo en el reino de las invenciones donde más nos asombramos. James Puckle era un inventor británico especializado en municiones y armas a repetición de principios del siglo XVIII. Su mayor invención, la Puckle Gun, se trataba de un arma a repetición estática capaz de lanzar 9 balas por minuto -nada en estándares actuales pero toda una hazaña en el siglo XVIII, donde un mosquetero experimentado podía llegar a tardar más de un minuto en cargar y disparar su mosquete.-

A pesar de la efectividad de su invento, Puckle se encontraría con varios obstáculos a la hora de presentar su arma y ganar clientes. Desde los que la consideraban extremadamente cruel y poco caballeresca, hasta los que la veían como algo incierto.

Plagado de deudas y con sus inversores a punto de estallar, Puckle ideó un descabellado plan de publicidad: Su arma variaba de munición dependiendo del enemigo. Redonda y menos dolorosa si el enemigo se trataba de protestantes, o una cuadrada y más dolorosa si el enemigo se trataba de católicos o de musulmanes. En esa época, en Inglaterra se intentaba purgar todo rastro católico del Reino Unido; mientras que las fuerzas otomanas eran realmente poderosas, y los reportes de su crueldad causaban un gran rencor en las fuerzas de occidente. Por lo que Puckle, siempre alerta a sacar tajada, vio una gran oportunidad al rededor de esto.

Arma de PuckleLa intención de Puckle, no obstante, no era la de crear un arma sádica, sino el convencer a los compradores que su arma no era “tan cruel” cuando se utilizaban balas redondas, de esta manera derribando uno de los “mitos” que impedían su venta. En conjunto a esto le cambiaría el nombre a “Arma de defensa de Puckle,” intentando darle un nombre más pasivo.

Por desgracia, para nuestro inventor claro, el nuevo nombre y la nueva estrategia de venta no funcionarían a la hora de atraer clientes, e irónicamente se diría a posterioridad que el arma de Puckle “solo ha lastimado a sus inversores.”

En el gráfico podemos ver la tercera especificación del arma entregada a la oficina de patentes, donde se observan el cargador para balas redondas y el cargador para balas cuadradas. Y de hecho, vemos que se aclara: “Defender al REY JORGE su PAÍS y LEYES / Es defenderse a UNO y a la CAUSA PROTESTANTE”

Reloj cámara para espías victorianos

Hace unos días apareció en mis feeds un interesantísimo artículo del Daily Mail sobre gadgets antiguos. Por alguna razón me vino a la mente lo complicado que sería el trabajo de un James Bond de dicha era. Sin embargo, y tras buscar un poco, descubrí que incluso en aquella época, los espías estaban al último grito tecnológico

Es difícil servir a la Corona Británica si no se cuenta con un aparato capaz de grabar documentos sensibles del enemigo, y peor aun, ser capaz de ocultarse cómodamente. Todas estas características son reunidas por el reloj Lancaster de damos producido entre 1886 y 1890 el cual, gracias a su diminuto mecanismo interno, basado en un sistema de aumento óptico y un funcionamiento similar al de una camara obscura -en español cámara oscura-.

1137-1.jpg

Si bien el reloj requería largos tiempos de exposición y un manejo experto para lograr resultados legibles, era capaz de capturar exitosamente la información de un documento, mapa o plano. Al día de hoy sólo sobreviven cuatro modelos originales.

1137-2.jpg1137-3.jpg

Fuente, el geníal Watchismo. Por lejos, el mejor blog sobre relojería de la red.
 

Y si hay que escapar
Es así que nuestra Nikita victoriana logró seducir al general enemigo, fotografías los planos o documentos sensibles con su cámara reloj, y darse al escape con la valiosa información. Pero ningún escape es efectivo si no se cuenta con los medios necesarios para sortear cualquier contratiempo. Es así que se creó el revólver anillo para damas nombrado, apropiadamente, como Femme Fatale. Oculto en un fino bolso de mano, y producido en la séptima década del siglo XIX, este llamativo anillo de 1,6 pulgadas es capaz de disparar balas calibre .06. No las más mortales del mundo, pero útiles para sacarse un enemigo desprevenido de encima rápidamente.

1137-5.jpg1137-4.jpg1137-6.jpg

La tercer imagen, por su parte, pertenece a una alternativa: el encendedor pistola. Solo se debía esperar a que la víctima nos pidiese lumbre.

Puedes ver más imágenes y una descripción ampliada en éste sitio.

Artículos relacionados
Alfred Redl, el peor traidor en la Historia.
El Sr. Richebourg, un espia particular.
La paloma cámara, un drone versión 1903.

El acero de Damasco, un misterio del pasado

Durante los siglos X al XVIII en la región de Damasco -Siria- se produjo una aleación para espadas y armas cuya calidad la convertiría en leyenda. No obstante, el hecho de que en el presente no se sepa a ciencia cierta cómo se forjaba, la ha convertido en uno de los mayores misterios de la historia de la ciencia, ya que estudios recientes han demostrado la presencia de nanotubos en su estructura.

HerrerosDuro y a la vez flexible, de una calidad tan soberbia que llegaba a rebanar las espadas europeas y mongoles portadas por los distintos ejércitos que invadían la región, el acero de Damasco resultó víctima del secreto y recelo con el que los herreros que lo producían guardaban su receta. No era para menos ya que además de ser una ventaja formidable en el campo de batalla, la aleación era una mina de oro para quienes la producían. Durante las Cruzadas e incluso la gigantesca invasión mongol a Medio Oriente en el siglo XIII, nobles y generales de ambos bandos pagaban fortunas por estas piezas. Montos que no solo se justificaban por la verdadera calidad excelsa de dicho acero, sino que además eran alimentados gracias a la gran cantidad de “mitos y leyendas” que existían a su alrededor. Se llegaba a decir desde que su filo era tan agudo que era capaz de rebanar una lámina de seda sólo dejándola caer sobre el mismo; y hasta que llegaba a cortar rocas sin perder su filo.

Daga Mughal

Si bien, como mencionamos, se cree responsable al gran secreto con el que se mantenía su fabricación, otras teorías sobre la pérdida de la técnica indican que posiblemente el principal factor haya sido la caída en desuso de la misma, tras que el agotamiento de los yacimientos ricos en tungsteno de la región impidiera su fabricación y así la posibilidad de pasar el conocimiento a nuevas generaciones -debemos tener en cuenta que en el pasado muchas veces las recetas no se escribían o anotaban con el fin de evitar su robo o copia, sólo siendo transmitidas por vías de la experiencia de mentor a alumno-.

La técnica
Nadie sabe a ciencia cierta la técnica exacta, pero un estudio realizado en la Universidad Técnica de Dresde, Alemania, en el cual se utilizaron rayos X y microscopía electrónica, ha dejado atónita a la comunidad científica al demostrar que efectivamente el acero de Damasco presenta nanotubos de carbono y otras nano-estructuras en su composición. Hoy día estas particularidades en aleaciones y compuestos modernos son producidas industrialmente mediante la utilización de complejas técnicas desprendidas de la industria aeroespacial. -nota: si desean leer sobre estos estudios es muy interesante el artículo publicado en Nature en Noviembre del año pasado, desafortunadamente está en inglés-.

Herreros siriosPero dejando los estudios modernos de lado y hablando de su posible origen, hoy se sabe que la técnica se originó entre el siglo III y el I antes de Cristo en la India. Dicha técnica fue la primera en refinar una aleación utilizando un catalizador para remover las impurezas. Consistía, tras obtener un acero rico en carbono, en refinarlo utilizando un vidrio especial el cual elevaba a la superficie de la masa en caliente las impurezas, dejando en el centro un acero mucho más puro. La técnica iría viajando con los mercaderes y las tribus que, a causa de las guerras, eran desplazadas hacia el oeste. Una vez en Medio Oriente, al rededor del siglo IX DC, la técnica sería refinada y mejorada gracias a los extensos conocimientos en metalurgia de la región, dando como resultado el mejor acero para espadas de la historia.
Esta teoría ha ganado mucha fuerza ya que también explicaría el surgimiento del acero de bulat fabricado en tiempos medievales en Rusia. El bulat no solo presenta características muy similares al de Damasco, sino que además, tras estudios arqueológicos, se pudo trazar su origen a Persia -pulat significa acero en persa- y de allí a la región de Samanalawewa, uno de los lugares en Asia donde se practicaba la técnica de la cual desciende el acero de Damasco.

Un caso de por cierto relativamente similar al Fuego Griego.

El trebuchet gigante de Hew Kennedy

Hew Kennedy es un hombre del Reino Unido quien en su tiempo libre construyó una réplica de un trebuchet de 20 pisos la cual utiliza para lanzar pianos en llamas y autos compactos!!