Tag Archives: Represión

Las estatuas parlantes de Roma, un medio para descargar el descontento popular con origen en el siglo XVI

En Roma existen seis estatuas las cuales se han vuelto un símbolo y emblema de la protesta y el enojo popular. Estas se denominan como las statue parlanti di Roma, o estatuas parlantes de Roma, y permitieron a lo largo de los siglos, incluso durante las épocas de mayor represión ideológica y política de la ciudad, que los habitantes de la misma peguen o cuelguen carteles ya sea con epigramas o poemas comentando y enumerando sus descontentos y criticas hacia las autoridades o la situación social del país siempre con un tono cínico o ácido y a la vez con mucho humor.

La tradición no es nada nueva, y se remonta hacia varios siglos en el pasado llegando a haber desatado la ira de las figuras de poder más importantes de Roma a causa de los mordaces y ácidos mensajes dejados por los protestantes de manera anónima. De hecho, una las más famosas estatuas parlantes, Il Pasquino, irritó a tal punto al Papa Adriano VI en el siglo XVI que este quiso arrojarla al río. No obstante, como la misma es una estatua que se remonta a la época final del Imperio Romano y las autoridades católicas de la época no estaban seguras si se trataba de un hombre cualquiera o uno de los primeros santos ya que la estatua había sido desenterrada de pura casualidad mientras se renovaba un camino de la ciudad; el irascible Papa no pudo salirse con la suya, debiendo de conformarse con ordenar la presencia de una guardia militar permanente junto a la misma para evitar así que los sagaces críticos siguiesen dejando mensajes con críticas a la iglesia y burlas contra su persona. Hoy en día se sabe que la obra en realidad representa al rey espartano Menelao, uno de los protagonistas de La Iliada. Il Pasquino fue la primera de todas las estatuas parlantes, y con ella se inició una tradición centenaria, la cual, irónicamente, quizás nunca se hubiese popularizado si Adriano VI hubiese sabido soportar de manera más adulta las críticas.

Cada una de estas estatuas tiene generalmente un tópico en el cual se especializan. Por ejemplo, otra de las estatuas parlantes, la estatua de Madama Lucrezia, la amante del rey de Nápoles, generalmente suele sostener carteles mencionando las varias infidelidades y desfachatadas aventuras de algunos políticos italianos. Con Berlusconi Lucrezia ciertamente se hacía un festín. Así mismo, se encuentra también la estatua del Abate Luigi, también de la época final del Imperio Romano y caracterizada por sus constantes mudanzas, ya que la misma fue cambiada de lugar una docena de veces. Durante una de estas mudanzas uno de los trabajadores perdió el equilibrio y la estatua cayó al piso de cabeza, pulverizando la misma en el proceso. Desconcertados, las autoridades de la ciudad ordenaron a uno de los museos a remplazar la cabeza original de la estatua por alguna otra en su colección que no tuviese cuerpo. Por dicha razón se considera que la estatua “perdió la cabeza” y generalmente se deja en ella mensajes relacionados a la locura y problemas de juicio.

Si bien se las denomina conjuntamente a las seis como estatuas, algunas son fuentes. En total estas son: Pasquino, en la Plaza de Pasquino; Madama Lucrezia, en la Plaza San Marco; Marforio en los Museos Capitolinos; la Fontana del Babuino, en la vía del Babuino; la Fontana del Facchino, en la vía Lata y la estatua del Abate Luigi, en la Plaza Vidoni.

La última víctima de la Segunda Guerra

ZgodaLa muerte y el horror causados por la Segunda Guerra no terminarían con el cese formal de la misma, especialmente si tenemos en cuenta el accionar Soviético, quienes crearían en Silesia, Polonia occidental, el campo de concentración de Zgoda, administrado por la agencia precursora de la KGB, y en el cual oficialmente se mantenía a “prisioneros de guerra,” pero que en realidad ejercía como centro de depuración tanto de civiles alemanes como polacos que podían llegar a ofrecer resistencia intelectual o popular al régimen comunista en Europa central, y famoso además por ser el territorio de “caza” del asesino Salomón Morel quien, según estimados del gobierno polaco torturó y asesinó personalmente a cientos de personas durante su período como comandante del campo -especialmente con un método de tortura que él mismo denominaba “la pirámide,” y que consistía en ordenar a sus guardias a arrojar personas unas arriba de otras hasta formar una pirámide, matando así por asfixia a quienes se encontraban en la parte inferior, generalmente mujeres. El instituto gubernamental polaco encargado de recordar los horrores de la Segunda Guerra (IPN) tiene un muy interesante documento sobre los hechos, pueden leer una traducción automática realizada por el traductor de Google haciendo click aquí.- Irónica y tristemente, Zgoda anteriormente había sido un sub-campo de Auschwitz. Distintos dueños, misma barbarie.

1609-1.jpgNo obstante, esta entrada está dedicada a la última víctima de la Segunda Guerra Mundial, Leslie Croft, un británico que moriría 64 años después de terminada la guerra a causa de una complicación pulmonar causada por un fragmento metálico de un obús incrustado en su cuerpo durante sus años como combatiente para el Reino Unido en el frente italiano en 1943. Tras sufrir la profunda herida, Croft sería llevado nuevamente a su país, donde recibiría varias cirugías. La medicina de la época le permitiría recuperarse y vivir felizmente durante 64 años más, pero sería a cause de un bulto en sus intestinos, formado durante los años a causa del daño en el tejído intestinal a causa la cirugía, lo que debilitaría sus pulmones a causa de un bloqueo circulatorio.

Curiosamente Croft aun puede no ser la última persona en morir a causa de heridas sufridas en la Segunda Guerra Mundial, ya que como bien aclara el doctor Stanley Hooper para el Telegraph, aun varios sobrevivientes de la guerra tienen fragmentos de metal u otro tipo de heridas que, al igual en el caso de Croft, pueden complicarse al punto de causar la muerte.

El último pájaro de la Gran Guerra
Un A6M Zero derribado, fotografía tomada el 25 de Agostodel 45 donde puede verse el mensaje de rendición escrito por los pilotos comentando que hace 11 días que esperan ordenes sobre cómo procederY a todo esto, viene la historia del último avío derribado en la guerra. Un A6M Zeros japonés derribado por un Convair B-32 americáno, de nombre “Hobo Queen Two,. Derribado sobre 12 días después del brutal ataque con armamento nuclear sobre poblaciones civiles cometido por los Estados Unidos, es decir, el 18 de Agosto de 1945. Pocos días después Japón depondría sus armas y se rendiría formalmente. Evento en el cual, pero aunque ocurriría unos meses más tarde a la rendición formal, por primera vez en más de mil años, desde el Kojiki -el libro más antiguo del Japón y en el cual se menciona la divinidad del emperador,- un Emperador del Japón negaría ser un arahitogami, es decir, un dios viviente.

No obstante, existe una controversia con respecto a si esa fue la última batalla aérea de la Segunda Guerra, ya que el 17 de Agosto del 45, con Japón ya rendido, un B-32 debió aterrizar de emergencia en las islas Izu tras ser atacado por un grupo de combate japonés, según recuentos personales del legendario piloto de combate Saburo Sakai en su libro autobiográfico Zero-sen No Saigo.

Por cierto, el siguiente video es el anuncio oficial a la población de los Estados Unidos anunciando la rendición de Japón y es por muchos considerado como el punto final de la misma:

Las elecciones más corruptas de la historia

En 1949 la Unión Soviética decidió demostrarle al mundo la “libertad” y “libre opinión” de las que gozaba su pueblo realizando elecciones generales. Elecciones que de “elegir” no tenían nada, ya que los ciudadanos/prisioneros del régimen solo debían ir, recoger una boleta e introducirla en una urna. A simple vista esto parece lo normal en una elección, sin embargo, lo tragicómico, es que solo había una boleta para “elegir”.

Si bien a lo largo de la historia se realizaron elecciones corruptas en las que el ganador ya se conocía de antemano, la elección soviética de 1949 además poseyó un condimento muy sádico y hasta increíble en su desarrollo: De por si, arregladas o no, hubiese sido imposible para el gobierno soviético perder las “elecciones” ya que solo se permitía la partición de candidatos comunistas. No obstante, y no contentos con esto, decidieron además diseñar un intrincado sistema para vigilar a todos y cada uno de los votantes antes, durante y después de los comicios.

Ivan Burylov

A Ivan Burylov, un apicultor local de las cercanías de Moscú, esto le resultó no más que un circo y una gran patraña, por lo que bastante molesto decidió quejarse expresando su molestia amparado en el supuesto anonimato del voto. Con este fin, escribiría sobre la boleta la palabra “Comedia” haciendo mención a lo ridículo de la gesta.

Desafortunadamente, las boletas estaban numeradas, por lo que tras un breve cruzamiento de datos se identifico a Burylov como autor del “crimen”. Las autoridades capturarían al hombre y como castigo se lo condenaría a 8 años de trabajos forzados. Algo literal a una sentencia de muerte si tenemos en cuenta la edad y condición física del mismo.

El Nüshu, La lengua secreta de las mujeres

Hace un tiempo no muy largo una noticia, que quizás pasó desapercibida para la mayor parte del mundo, no sólo anunciaba una muerte sino que también la muerte de una lengua. Yang Huanyi, de 98 años, y última persona en el mundo en hablar la lengua nüshu, moría. Si bien muchas personas han aprendido el nüshu a partir de libros, Yang fue la última en aprenderlo de una larga linea ancestral de madres a hijas. La perdida de lenguajes no es nada nuevo, pero se ha acelerado en las últimas décadas. Ya habíamos hablado sobre cómo Humboldt debió utilizar un viejo loro para rescatar algunas palabras del lenguaje de los atures.

Durante el siglo III Oriente vivía una situación de machismo incluso superior a la que se presenta hoy en día. Tan grande eran las limitaciones sufridas por las mujeres en la China antigua que no sólo se les estaba prohibida la educación, sino que además debían vivir encerradas en las casas de sus padres o maridos. Ante esta imposibilidad comenzaron muy gradualmente a crear un sistema de comunicación escrito considerado único ya que es, o mejor dicho fue, la única lengua escrita que no posee un paralelo oral; así nace el nüshu, o “escritura de las mujeres” en Chino. El lenguaje sería utilizado para enviarse correspondencia secreta entre las casas camuflado como dibujos “abstractos” en jarrones, abanicos y pinturas, resultando ser una herramienta invaluable para enviarse todo tipo de mensajes. Lo más llamativo son las “Cartas del tercer día”, textos escondidos de varias maneras por madres y tías a sus hijas y sobrinas que servirían a manera de consejos, recomendaciones y canciones. Denominadas como Cartas del tercer día ya que justamente estas eran enviadas a la novia tras el tercer día tras el casamiento.

Un gran problema en la conservación de este lenguaje es que no existen prácticamente documentos escritos. Debido a su carácter secreto era normal que los textos fuesen destruidos tras ser leídos. Siendo ademas otro duro golpe el que llegó con la dictadura comunista. Miles de manuscritos fueron interceptados y quemados por los “Guardianes Rojos” quienes buscaban destruir cualquier símbolo de cultura antigua en pos de su campaña de “reeducación cultural”. Estos tristes sucesos imposibilitan a los arqueólogos modernos de contar con una base firme sobre la que investigar. La universidad de Qinghua, una de las más importantes de China, afortunadamente contactó a Yang hace unos años y logró que ésta escribiese una serie de poemas y canciones en nüshu que actualmente están siendo investigados por lingüistas de todo el mundo. Tras tantos esfuerzos un libro en nüshu ya ha sido publicado y en las universidades Chinas y de otros países y ya existe una comprensión considerable y se cuenta con varios textos académicos sobre la lengua.

El nüshu posee definitivamente todos los elementos del romanticismo: Un lenguaje nacido de la opresión, una historia colorida y un ocaso repentino tras una vida de varios siglos. Esto cautivó la imaginación de miles de personas a lo largo del mundo que deseosas de visitar la zona comenzaron un flujo turístico a la región de Huan, donde se origina el nüshu. Es por esto que varias mujeres jóvenes del lugar comenzaron a retomar el idioma olvidado, solo que esta vez no por razones de comunicación sino que por motivos económicos. Es así que hoy en día gracias a los miles de turistas que buscan comprar poemas o encargar textos especiales a medida escritos en nüshu, las mujeres de Huan se volvieron económicamente más fuertes que los hombres. Quién sabe, justicia poética o casualidades del destino pero 1700 años después de haber nacido el nüshu sigue trayéndoles beneficios a sus creadoras.

Más información
Comparación gráfica entre el Nushu y el Mandarín
Descripción del alfabeto comparativa
Noticia de la creación del museo del Nushu gracias al aporte de la Fundación Ford
Largo artículo. en Inglés, que explica basicamente la estructura.