Tag Archives: Comunismo

Corea del Norte, el último gran exportador de estatuas gigantes

Corea del Norte sufre en la actualidad de incontables sanciones internacionales que limitan su capacidad de comercio exterior. Incluso la misma China que hasta hace algunos años apoyaba al país peninsular de manera inquebrantable ha comenzado a ejercer cierto rechazo contra el nuevo gobierno e imponer severos castigos. No obstante, hay algo en lo que, al menos en el presente, nadie puede reemplazarlos: la construcción de estatuas gigantescas a bajo costo.

Corea del Norte es el último país del mundo donde el estilo artístico, arquitectónico y estético denominado como realismo socialista aun permanece vigente y dominante. Este estilo, reconocible a primera vista y representado por obras tales como las pinturas de Gerasimov o la emblemática estatua El obrero y la koljosiana (de la cual ya hemos hablado en Anfrix, la misma fue el producto de la competencia de la preguerra entre Alemania y Rusia) se caracterizó entre otras cosas por la utilización constante y prácticamente omnipresente de estatuas de gran tamaño.

La gran mayoría de las enormes estatuas fabricadas en Corea del Norte tanto para su utilización local como para la exportación provienen de una sola fabrica que emplea el trabajo de más de 4500 artesanos, carpinteros y herreros. La misma fue establecida en 1959 en el distrito de Mansudae tanto para la producción de estatuas como para la impresión de elementos de propaganda gráfica. El “Estudio Mansudae”, como se lo suele denominar, es la compañía más próspera del denominado Buró 39, el organismo enfocado en el comercio internacional de dicho país. El cual se cree es también el mayor productor a nivel mundial de billetes falsos de 100 dólares, según estima el Departamento de Estado de los Estados Unidos.

Sus clientes internacionales son variados, desde países africanos, como es el caso de Senegal quienes pagaron 27 millones de dólares por una estatua de 49 metros denominada “El Renacimiento Africano” en el 2010 (esta no es sólo una estatua, sino que se puede ingresar a la misma y ascender hacia un mirador superior). Al igual que Senegal varios otros países de África como el Congo, Etiopía, Zimbabwe, Angola, Chad y Benín entre otos han comisionado estatuas por cientos de millones de dólares.

No sólo países contratan los servicios norcoreanos, magnates como la familia Benetton y museos como el Museo nacional de Camboya han adquirido los servicios del estudio. Generalmente los contratos internacionales se realizan a través de una compañía basada en Italia la cual es simplemente una oficina que sirve como canal de comunicación entre Pier Luigi Cecioni, el director de la compañía, y el gobierno de Corea del Norte. Quizás esta sería una historia pintoresca si no fuese por los hechos anteriormente mencionados. La mayoría de las estatuas son adquiridas por países extremadamente pobres en África, quienes pagan en efectivo ya que debido a las sanciones no se pueden realizar transferencias bancarias hacia el país asiático. Por ejemplo Namibia hizo en el pasado encargos por más de 100 millones de dólares mientras que Zimbabue despilfarró docenas de millones de dólares en dos estatuas del dictador Robert Mugabe, las cuales actualmente se encuentran en un depósito y serán utilizadas cuando este, actualmente en sus 92 años, pase a mejor vida.

El museo sumergido de Tarkhankut

En el pasado habíamos hablado en Anfrix sobre como inmediatamente tras derrumbarse la Unión Soviética en varias de las repúblicas que la conformaban miles de personas tomaron las calles destruyendo monumentos y arrancando estatuas y bustos de sus pedestales. En una de estas naciones, más precisamente en Ucrania, dichos bustos y estatuas fueron arrojados al mar, creando así varios “museos sumergido” como testamentos mudos del periodo soviético.

No obstante, de lo anterior nacieron varios proyectos para crear museos sumergidos por toda Ucrania. Entre los más famosos se encuentran los ubicados en las regiones de Odesa, Tarkhankut y la impronunciable Dnepropetrovsk. Entre los planes se encontraba el de construir otro museo bajo el agua en la región de Kerch, Crimea, famosa por ser parte de la Ruta de la Seda y poseer varias reliquias arqueológicas sumergidas. Sin embargo, el reciente conflicto con Rusia ha imposibilitado la concreción el proyecto, el cual iba a representar una reproducción a escala de la histórica ciudad de Acre.

De los tres anteriormente mencionados es el museo hallado en Tarkhankut el más espectacular de todos. El mismo se encuentra ubicado en el Mar Negro a unos 12 metros de profundidad y 110 metros de la costa, y fue creado en 1992 por un grupo de buceadores quienes en un principio comenzaron a organizar algunas de las estatuas arrojadas al agua de manera artística, como si se tratase de un museo en si mismo, pero rápidamente el “museo” convirtió en un museo propiamente dicho cuando distintas obras a ser exhibidas fueron creadas para el mismo. Desde recreaciones de obras arquitectónicas como la Torre Eiffel hasta recreaciones de obras artísticas famosas.

Con sus dos “salas”de exhibición que separan las piezas soviéticas de las más modernas realizadas para el museo, gran cantidad de visitantes solían bucear a través del mismo. No obstante, el conflicto anteriormente mencionado entre Rusia y Ucrania ha puesto al museo dentro de la zona en conflicto, por lo que en los últimos dos años la asistencia al mismo se ha visto reducida.

El día en que a Hungría se le ocurrió forzar a la gente a sonreír para terminar con los suicidios

El club de la sonrisaUna década y media tras la primer guerra mundial en Budapest, Hungría, un grupo de investigadores estudiando varios datos estadísticos sobre la población y el desarrollo de la misma tras la posguerra, detectó algo que preocupó inmensamente a los gobernantes de dicho país: la cantidad de suicidios se había disparado de manera alarmante, eran los años 30 y los suicidios eran incluso superiores a los registrados durante la guerra en si misma. Si bien hoy sabemos que las olas de suicidio no son nada raro, y de hecho, por ejemplo en países como el Japón ocurren de manera periódica, por ejemplo todos los primeros de septiembre suelen ser mortales para los estudiantes ya que es el día en que finalizan las vacaciones y muchos estudiantes con problemas de stress o angustia no pueden sobrellevarlo, en la década del 30 estos fenómenos sociales eran completamente desconocidos; por lo que, en vez de buscar soluciones efectivas, como por ejemplo las desarrolladas en Japón, que buscan atacar las causas y amortiguar el stress y la angustia, en Hungría idearon una de las soluciones más extrañas alguna vez concebidas: forzar a la población a sonreír.

El club de la sonrisa
No sólo la solución fue extraña, las causas que se teorizaron también lo fueron, ya que se culpó de manera unilateral a la canción Gloomy Sunday, altamente melancólica y de tonos tristes. Canción cantada por Billie Holiday compuesta por el pianista húngaro Rezső Seress, una tarde lluviosa y nublada de domingo en El club de la sonrisaParís, mientras el músico lamentaba el reciente suicidio de su novia. La leyenda urbana sobre la “canción del suicidio”, la cual créase o no continúa hasta el día de hoy, creció de tal manera que llevó a que la canción fuese prohibida tanto en Hungría como en los Estados Unidos y varios otros países, e incluso se llegara a multar fuertemente a las radios que la pasaran. Hoy sabemos que la canción no tuvo que ver, y que la ola de suicidios estuvo relacionada con los efectos económicos y el tenso clima que se vivía en la Hungría próxima a los inicios de la segunda guerra mundial, con fascistas linchando gente por las calles y comunistas actuando para acorralar al país dentro del régimen soviético. El mismo Seress sufriría un destino trágico, primero perseguido por los nazis a causa de su religión y luego por los comunistas ya que sus canciones fueron consideradas “contrarevolucionarias”.

La ciudad de las sonrisas
El club de la sonrisaPara solucionar los suicidios se crearían las “escuelas de la sonrisa” agrupaciones en las cuales se le enseñaría a la gente a sonreír, muchas veces copiando las sonrisas de personajes famosos, como por ejemplo Roosevelt, o de obras de arte famosas, como la Mona Lisa.

Estas “escuelas de la risa” tenían profesores de la sonrisa, los cuales contaban con todo tipo de material que enumeraba los distintos tipos y estilos de sonrisa y sus efectos en los demás. Esto último, por cierto, fue considerado como muy importante ya que se consideraba que la sonrisa se “transmitía”, por lo que a la gente triste, a la cual le costaba sonreír, se le proporcionaban “máscaras de la sonrisa”. Además de todo lo anteriormente mencionado, existían máscaras de entrenamiento de la sonrisa, en la cual se fijaba por horas la boca en posición de sonrisa.

Además de dichas escuelas, ejércitos de payasos salieron a las calles para alegrar a los transeúntes. La movida probaría ser inútil, y prontamente el gobierno húngaro, azotado por las creciente e inevitable amenaza en el horizonte de una nueva guerra mundial, cerró las escuelas de la risa las escuelas y enfocó sus esfuerzos en adiestrar a la población para una resistencia de combate urbano y supervivencia. Curiosamente, los suicidios bajaron.

Albania, el país con 25 búnkers por kilómetro cuadrado

Búnkers de AlbaniaExisten en todo el mundo territorios plagados de estructuras defensivas, legados de guerras pasada que sirven como un recordatorio de tiempos oscuros. Holanda, por ejemplo, tiene playas con un búnker cada 100 metros ya que los Nazis temían un desembarco aliado masivo. No obstante, como Albania no hay ningún otro lugar en el mundo. Un país de sólo 28 mil kilómetros cuadrados con más de 700 mil búnkers.

Búnkers de AlbaniaAlbania es un pequeño país que durante su historia fue testigo de infinidad de conflictos, guerras y batallas. El siglo XX no fue diferente, y durante la Segunda Guerra fue primero ocupado por la Italia Fascista y luego durante la caída del Eje sumido en una breve guerra civil en la cual el dictador comunista Enver Halil Hoxha tomó el poder absoluto de manera sangrienta.

Búnkers de Albania
Muchos de los búnkers fueron reconvertidos a establecimientos comerciales tras la caída del comunismo.

Hoxha se perpetuó en el poder durante 40 años, y se caracterizó por su paranoia y los constantes conflictos étnicos entre albaneses, kosovares, macedonios y yugoslavos viviendo en territorio albanés. Sin mencionar las fuertes tensiones con sus vecinos y un virtual “estado de guerra” con Grecia y Yugoslavia, a pesar de que los yugoslavos eran también comunistas.

Búnkers de Albania

Búnkers de AlbaniaFue durante éste período en el cual decidió construir sin parar y empleando a miles de cuadrillas de obreros cientos de miles de pequeños y medianos búnkers, así como también conductos fortificados entre las montañas. Muchas de éstas estructuras no tenían valor militar alguno, y se encontraban emplazadas en lugares sin ninguna importancia como caminos rurales, plantaciones de trigo y hasta poblados de no más de 70 habitantes. La construcción y mantenimiento de las estructuras acarreaban un peso brutal para le economía de Albania, pero nada podía disuadir a Hoxha, quien ni siquiera escuchaba a los asesores Rusos y sus propios generales sobre la poca importancia de la mayoría de los búnkers y prefería seguir construyendo éstas edificaciones a costa de caminos, puentes y viviendas.

Búnkers de Albania

Tras la muerte de Hoxha y la posterior caída del comunismo en Albania y la caída del comunismo las estructuras quedaron completamente abandonadas, muchas usurpadas por personas sin hogar, otras reutilizadas como bares e incluso establos para animales. Más curioso aun, si bien en la actualidad hay unos 700 mil búnkers, en su punto máximo llegaron a existir más de 750 mil, pero la falta de mantenimiento y los proyectos urbanísticos están reduciendo el número velozmente.

Jackie, la perra que ofendía a Hitler

Jackie, la perra que ofendía a Hitler1941 fue un año difícil para Finlandia. Al sur una guerra sin cuartel de dimensiones nunca antes vistas, y al este la amenaza de la Unión Soviética. Ésta amenaza se convertiría en un hecho cuando a mediados de ese mismo año Rusia volviese a invadir Finlandia iniciando la Guerra de Continuación, guerra que sucedería a la Guerra del Invierno, en la cual Finlandia a pesar de perder el territorio de Carelia, logró imponerse y repeler la invasión comunista de manera heroica.

Pero esta vez era distinto, la Unión Soviética estaba fortalecida, era decenas de veces más poderosa, ya que tras años de pelear en la Segunda Guerra su ejercito estaba básicamente compuesto por la mayor parte de la población masculina de Rusia y varios otros estados satélite. Decenas de miles de tanques, tecnología modernizada, aviones, y piezas de artillería de largo alcance eran parte de la maquinaria de guerra roja. Finlandia no tuvo otra opción que seguir el viejo adagio de que “los enemigos de mis enemigos son mis amigos“ y aliarse a la Alemania Nazi contra Rusia. No obstante, muchos finlandeses no estuvieron de acuerdo con esa alianza.

Uno de estos finlandeses que protestaron fue el empresario Tor Borg quien, junto con su esposa, idearon quizás la protesta más graciosa de todas: entrenar a su perra Jackie para que levantara su pata y ladrara como si estuviese dando un discurso al escuchar el nombre de Hitler, llevándola a todas las reuniones de la alta sociedad a las que asistían. Si bien esto parecía inocente, el status social de Borg hizo que los alemanes no lo tomen como algo gracioso, y en efecto catalogaran a la perra como “una ofensa contra el Führer“
Continue reading Jackie, la perra que ofendía a Hitler

Stilyagi, los jóvenes “a la moda” que desafiaron a la Unión Soviética

StilyagiEs muy común hoy en día ver fenómenos culturales de otras regiones del mundo meme-ificarse y expandirse en los lugares más inesperados, como si se tratase de un imparable incendio forestal en un bosque reseco por el verano. Generalmente estas modas son influenciadas por las películas y el Internet. Claro, eso es comprensible, pero cuando este fenómeno se da en un lugar tan cerrado, aislado y represivo como la Unión Soviética de los años 60, eso es sorprendente.

Si bien el Kremlin y la Nomenklatura, la elite del partido comunista en los lugares de poder, reprimían con mano de hierro, fusilamientos y viajes sólo de ida al gulag a cualquier elemento considerado como “contrarrevolucionario” y en efecto controlaba todo medio audio visual en los territorios que manejaba, por otra parte cientos de miles de jóvenes hombres eran alistados en las fuerzas armadas y enviados a regiones fronterizas, embajadas o bases remotas. Allí, éstos hombres, en su gran mayoría adolescentes o veinteañeros, tenían por primera vez en sus vidas contacto con culturas extrañas, llámese la cultura Occidental. Por más que los comandantes impusieran castigos y reprimendas, sólo había que tener una pequeña radio o televisión para ver recitales de rock, películas y demás. Ni hablar de revistas, o incluso items culturales.

Stilyagi

Tras terminar su servicio y volver a sus pueblos, éstos soldados traían de vuelta consigo esas influencias, y es así, como al intentar replicarlas, y el hecho de que a más presión siempre habrá mayor resistencia, que nace la cultura de los Stilyagi, quienes eran una mezcla rara de la cultura greaser con el rock de principios de los años 60.
Continue reading Stilyagi, los jóvenes “a la moda” que desafiaron a la Unión Soviética

El tiempo, el destiempo y las eras

El alquimista

La medición del tiempo es ciertamente uno de los conceptos más interesantes generados por la humanidad. Incontables métodos y modalidades han sido implementadas para registrar las andanzas de Cronos, y si bien a lo largo de la historia se han creado métodos realmente creativos, sin embargo, en la actualidad, la precisión y la exactitud a la hora de registrar el paso del tiempo se han convertido en una especie de requerimiento de facto. No siempre fue así, y obviamente esto trajo infinidad de problemas. Los romanos y muchas otras civilizaciones antiguas, por ejemplo, tenían horas “variables” dependiendo de la época del año, algo que no nos es de extrañar si consideramos que utilizaban casi exclusivamente relojes de sol. Por ejemplo, en el caso de los romanos, en invierno, con días más cortos, la hora denominada como Sexta transcurría, en estándares actuales, de 11:15AM a 12:00PM, mientras que en verano lo hacía de 10:44AM a 12:00PM. Problemático si tenemos en cuenta que con estas horas se adjudicaban pagas, comisiones, tiempos que requería cierto trabajo y varios otros aspectos cotidianos (siendo lo más curioso el que sólo tenían 12 horas, y la falta de luz, es decir desde el atardecer al amanecer, se contaba todo como solo una no-hora). La misma problemática asechaba a los alquimistas del Renacimiento, cada región, incluso cada fabricante, poseía su propio estándar de volúmenes para las recámaras de sus relojes de arena, por lo que un alquimista veneciano, para quien 4 ciclos de su reloj de arena equivalían a 12 minutos, siguiendo la receta escrita por un alquimista florentino, para quien 4 ciclos de su reloj de arena equivalían a 8 minutos, podía, a pesar de seguir las instrucciones al pie de la letra, morir intoxicado al sobre-calentar un compuesto tóxico más de la cuenta.

En fin, ¡celebremos la exactitud alcanzada y alabemos los estándares actuales! (que en realidad no son nada nuevos, recordemos que el sistema en base 60 que utilizamos en la actualidad para medir el paso de los segundos, minutos y horas lo venimos arrastrando desde hace unos nueve mil años gracias a los sumerios, y del cual ya hemos hablado) citando algunos de los relojes más interesantes del mundo.

La casa de cuco


Debo confesar, tengo una fascinación con los relojes de cuco. Supongo que se debe a que de pequeño, en mi escuela, en la cual vivía durante el invierno, había infinidad de los mismos. Por alguna razón que desconozco en el presente los suizos han “robado” para si mismos el crédito sobre la invención de estas maravillas mecánicas, no obstante las mismas son un invento bien alemán, más precisamente de la región denominada como Schwarzwald, conocida en castellano como la Selva Negra. Teniendo lugar su creación cuando un noble llamado Philipp Hainhofer, deseoso de impresionar a un príncipe, inventara el primer reloj de cuco en el año 1630, si bien fue todo un logro, el aparato poseía varios defectos conceptuales en su mecanismo que lo llevaban a trabarse constantemente. Solo 20 años después en el 1650 el gran Athanasius Kircher (uno de mis héroes máximos) en su eterna búsqueda por maravillas y fascinaciones, describió en su monumental obra sobre la música y el sonido, la inmortal Musurgia Universalis, el primer reloj de cuco funcional de la historia. No solo detallando su funcionamiento, sino que además sugirió mejoras sobre el mecanismo que solucionaban definitivamente los problemas con las trabas. En fin, vayamos al grano, y, donde más que en el lugar donde nació esta maravilla vamos a encontrar uno de los relojes de cuco más raros del mundo. Tan grande como una casa y con docenas de figuras que componen una compleja escena totalmente accionada por un mecanismo único.

Midiendo el tiempo al estilo hindú
Siempre me maravillaron las unidades de medición “extrañas”. Y si bien debo decir que mi favorita es originaria de Finlandia (el poronkusema que es la distancia que un reno de carga macho puede caminar sin detenerse antes de empacarse y negarse a continuar a menos que se le permita orinar) debo decir que en la India existen algunas de las unidades de medición de tiempo más espectaculares del planeta. En la misma no se van con intermedios ni convencionalismos, quién necesita de minutos y horas cuando puede medir el tiempo en kaashtas que es un lapso equivalente 18 veces el tiempo de un parpadeo de ojos. Más importante, 10 kaashtas se transforman en un kshanam y 12 de estos en un muhoortam que a su vez 60 muhoortam serán un día. Simple, ¿no es cierto?

Pero por supuesto que medir los parpadeos para contar los días no es nada si lo comparamos con los ksanas. Un ksana es una unidad de tiempo cortísima, más precisamente el tiempo que tiene un pensamiento corto (0,0026 segundos según los budistas), por lo que 95 ksanas serán una reflexión profunda entonces. Si medimos un día en ksanas entonces llegaremos a la conclusión de que 1 día equivale a 32,8200,00 ksanas.

Y es así que llegamos a la madre de todas las unidades de medición del tiempo habidas y por haber en la India y del mundo, y juro que no exagero. Se trata del Asamkhya Kalpa o más precisamente el tiempo que le llevaría a una persona vaciar un pozo de aproximadamente 10×10 kilómetros lleno con semillas de mostaza (que como muchos sabrán, es una de las semillas más pequeñas del mundo). ¡Pero esperen! no es tan simple, existe una restricción: ¡solo se puede quitar una semilla cada 100 años!. Ronald B. Epstein, experto de renombre internacional en budismo, hizo el cálculo, y llegó a la conclusión de que un Asamkhya Kalpa tarda unos 1.28 trillones de años en completarse (unas 85 veces el tiempo transcurrido desde el Big Bang hasta el presente).

Más adelantes le dedicaremos un artículo a más unidades de medición halladas en la India.

El reloj más bello del mundo
Pražský orlojLa belleza es subjetiva a cada individuo, por lo que el siguiente juicio es personal. Dicho esto, absolutamente nada supera en belleza al reloj de Praga, Pražský orloj en checo, el cual, irónicamente, no mide el tiempo, sino que se trata de un reloj astrológico construido durante el medievo que, con su increíblemente complicado mecanismo, maneja una serie de discos que representan el movimiento del Sol y la Luna y la relación entre los distintos planetas en un anillo zodiacal, todo relacionado a un calendario mecánico y una serie de distintas figuras alegóricas representadas con estatuas. El tiempo, incluso, no se mide en horas modernas, sino en horas italianas -una progresión más intuitiva y dividida en 24 partes, de hecho esto aun se conserva en la actualidad, del modelo de 12 horas solares romanas-. La construcción del reloj, hecha en partes, sería comenzada en el 1410, y su conclusión llevaría más de un siglo. Desafortunadamente el caos de la segunda guerra mundial llevó a que los alemanes, en su invasión y ataque a Praga, lanzaran bombas incendiarias quemando parte de las estatuas como daño colateral; mientras que años más tarde soldados soviéticos saquearían partes del reloj tras la invasión de Praga por parte de la Unión Soviética. Al día de hoy, por fortuna, el reloj se encuentra reconstruido (aunque admito que la Paradoja de Teseo -a la cual le dedicaremos una entrada próximamente- tiene mucho peso en este caso)

Pražský orlojPražský orlojPražský orloj

Click aquí para ver un video del reloj en funcionamiento.

…Ésta entrada continuará en una segunda, tercera y cuarta parte

Blokhin, el verdugo más ‘profuso’ y calculador de la historia

Polonia es posiblemente uno de los estados modernos que más admiro. Es increíble, al revisar la historia, que aun exista tras todas las invasiones y voraces enemigos que debió de enfrentar en los últimos tres siglos. Y no es para menos, ya que Polonia conforma ciertamente la frontera natural entre Europa occidental y Europa del este. El contenido de un sándwich en el cual los panes son nada más y nada menos que Rusia y Alemania, y un punto estratégico de tanta importancia que, sin provocarlo ni desearlo, la llevó a ser área de conflicto incontables veces.

Prisioneros polacos de la Unión SoviéticaDebiendo triunfar para asegurar su propia existencia en la batalla Medieval más grande de la historia, hasta llegar, siglos después, a verse amenazada en sus cuatro puntos cardinales al tener durante los siglos XVII y XVIII que enfrentarse al este con una Rusia militarmente modernizada bajo el mando de un Zar ansioso por poder, y al oeste contra unos belicosos y muy poderosos estados germanos; mientras que al norte una Suecia sedienta de poder deseaba hacerse con el dominio total del báltico y al sur con un Imperio Otomano que parecía imparable y amenazaba con arrasar a Europa entera. Contra todos, debió de luchar hasta el último hombre -Polonia era uno de los estados más abiertos al cambio social de la época, creando la segunda constitución del mundo en 1791 (la primera perteneciente a los Estados Unidos) algo que tanto los Kaisers como los Zares, ambos monarcas de regímenes totalitarios, veían como una “mala influencia”-

Nuevamente, los siglos pasarían y las cosas no mejorarían. Con la llegada del siglo XX y la imposición de ideologías fanáticas y totalitarias en toda Europa, nuevamente, los polacos se encontrarían siendo una vez más la frontera natural entre Rusia y Alemania, entre comunistas y fascistas.

Katyn
Dieciséis días después de la invasión nazi a Polonia, la Unión Soviética, formalmente “neutral” en ese entonces, decidiría hacerse con una tajada del territorio polaco. Así que, con una fuerza incontable de tanques, arrasaría el este de Polonia muy rápidamente, atrapando por sorpresa a las tropas de reserva que habían sido dispuestas en la frontera, ya que el grueso del ejército había sido enviado a luchar contra los nazis.

Vasili BlokhinA partir de aquí, y tras tomar control de varias regiones estratégicas, una masiva purga sería realizada, asesinando “preventivamente” a cientos de opositores, oficiales militares e intelectuales que pudiesen darle oposición al comunismo. Es así, que a menos de un año de la invasión, en 1940, y bajo órdenes de Lavrentiy Beria, la NKVD, madre de la KGB, cometería un acto genocida atroz fusilando “silenciosamente” a más de 22 mil seres humanos en el bosque de Katyn, principalmente, y otros dos centros menores.

De lo ocurrido, es el accionar de una “persona” lo más aterrador, Vasili Blokhin, el Jefe de Ejecuciones de la NKVD, quien, sin rastro de humanidad alguna y una frialdad espeluznante, se encargaría de ejecutar personalmente a siete mil personas en sólo cuatro semanas. Algunos de los detalles son escalofriantes, y llevan a uno a cuestionarse como pueden existir desalmados tan repugnantes y sin la menor pizca de humanidad posible. Blokhin calculó su proceder con la mayor frialdad posible, para esto, se puso una meta de 300 fusilamientos por noche.

– Con el fin de no tener que lidiar con un motín o un acto de rebeldía por parte de sus prisioneros a ejecutar, idearía una fachada en la cual se le diría a la personas que se encontraban “detenidas” para ser procesadas y reenviadas a otros centros de detención (con esto justificaba la disminución del número de detenidos a lo largo de los días)

– Al mismo tiempo encargaría a sus subordinados con acondicionar un cuarto, al cual llamarían la “Habitación leninista,” con el fin de hacerlo a prueba de ruido. En el mismo tendrían lugar las ejecuciones.

Blokhin desconfiaba de la efectividad de las pistolas rusas, y no queriendo verse demorado debiendo de destrabar sus armas, traería personalmente de Rusia su “maletín de trabajo.” Una valija con varias pistolas de origen alemán Walther Modelo 2 calibre .25. A las cuales consideraba como las “herramientas” más efectivas “si se utilizan justo en la base del cráneo.” La cual, además, dado su pequeño tamaño, podía ser fácilmente guardada en un bolsillo.

– Según palabras de Andrei Rubanov, otro de los verdugos, Blokhin podía pasar horas fusilando prisioneros, a los cuales, tras ser fuertemente golpeados en el estómago por los escoltas para dejarlos sin aliento, se les arrodillaba y sostenía para que Blokhin les disparare en la base del cráneo.

– La primer noche de ejecuciones Blokhin no pudo cumplir con su meta de 300 ejecuciones, llegando sólo a ejecutar “250.” Esto lo enfurecería fuertemente.

Walther Modelo 2Al cabo de 28 días Blokhin, cobardemente, terminaría con la vida de 7000 seres humanos y coordinaría las tareas del entierro masivo en fosas comunes. Al volver a Rusia Stalin en persona lo honraría otorgándole la Orden de la Bandera Roja.

Años más tarde, durante la purga de elementos estalinsitas de la unión soviética realizada por su Khrushchev, Blokhin sería apartado de su cargo y se hundiría en el alcohol. No a causa de una consciencia dolida o una encontrada pizca de su inexistente humanidad, sino porque consideraba que “había sido traicionado.” Tiempo después, el genocida comenzaría a enloquecer, y sería considerado como un problema por la KGB, razón por la cual lo suicidarían.

Simios o ángeles

2279-4Uno de los planteos más interesantes sobre la posibilidad de un encuentro con vida extraterrestre que pude leer vino de la pluma del gran Arthur C. Clarke. Clarke decía que estadísticamente, si observamos primero la cantidad de milenios que el ser humano permaneció en un estadio pre-histórico y luego, tras el establecimiento de la civilización, el carácter geométrico del avance tecnológico, sería casi imposible encontrar a otra especie de «hombres» -es decir, seres con una estructura socio-cultural y tecnológica relativamente similares a la nuestra-. De hecho, lo más probable es que, si se diera el caso, nos encontraríamos con seres en un estado evolutivo simiesco y muy primitivo o, de lo contrario, con seres tan avanzados tecnológicamente cuya tecnología y forma de vida nos resulten indistintas de la magia misma, literalmente, con el poder de un “ángel” ante nuestros ojos. Algo que, desafortunadamente, se ha respetado muy poco en la ciencia ficción.

Durante la Guerra Fría, que indiscutiblemente supo ser la ‘edad dorada’ de la ciencia-ficción con temática extraterrestre, se vivió un período en el cual Occidente prácticamente se obsesionó con seres de otros mundos, muchos de los cuales reflejaban el miedo popular hacia una guerra nuclear. Para entender esto, debemos notar que a la Unión Soviética no se la veía como realmente era, es decir un estado internamente fracturado y en crísis, sino que Occidente la percibía como un poderoso coloso capaz de aplastar al resto del mundo si así lo deseaba.

XenomorfoEs así que nos llegan joyas del cine y la literatura como ‘It Came From Outer Space’, ‘Invasion of the Body Snatchers’, etc. Todas estas, si bien representaban extraterrestres muy poderosos, a la vez les daban una carácter intrínsecamente humano, ya que en realidad representaban tanto a la ideología comunista -Body Snatchers- como a la Unión Soviética y sus espías -It Came From Outer Space-. Más tarde, se pondrían de moda los “ángeles” mencionados por Clarke, seres tan avanzados y poderosos cuya existencia y tecnología nos resultan imposibles de comprender. Vemos surgir obras tales como “2001: A Space Odyssey”, en la cual seres extraterrestres controlan la evolución humana, y “Contact” de Carl Sagan en la cual los seres son tan poderosos que llegan a modificar la estructura misma del universo con el fin, a manera de legado, de dejar escondido un mensaje.

No obstante, si bien me fascina la ciencia-ficción moderna -si es que a Asimov, Bradbury, Clarke, Miller, et al se les puede seguir diciendo “modernos”- dos de mis interpretaciones preferidas vienen del pasado lejano. Una es el viaje a la Luna de Luciano de Samosata, del cual ya hablamos, y otra, de la que hablaremos aquí, es la leyenda japonesa de más de mil años sobre la princesa lunar Kaguya Hime -Luz Brillante.- en la cual, un anciano y su esposa encuentran a una niña dentro de una planta de bambú. Niña que no resultaría ser humana:

La princesa lunarHabía una vez un anciano que vivía con su esposa. Un día fue a una plantación de bambú para recolectar brotes, y se encontró allí con un árbol de bambú que tenía luz en su interior. Se preguntó por qué y sintió una gran curiosidad acerca de lo que habría dentro.

Cuidadosamente cortó el bambú y se quedó asombrado al encontrar a un precioso bebé en el interior. Decidió recogerla y llevarla a su casa. Consultó con su mujer que hacer con el bebé, y llegaron a la conclusión de que era un regalo de Dios. Decidieron llamar a la niña Kaguya-Hime (Princesa de la Luz Brillante). A partir de aquel día, cada vez que el anciano cortaba bambú, encontraba oro dentro de él, no tardó en hacerse rico y construir una gran casa.
Continue reading Simios o ángeles

La última víctima de la Segunda Guerra

ZgodaLa muerte y el horror causados por la Segunda Guerra no terminarían con el cese formal de la misma, especialmente si tenemos en cuenta el accionar Soviético, quienes crearían en Silesia, Polonia occidental, el campo de concentración de Zgoda, administrado por la agencia precursora de la KGB, y en el cual oficialmente se mantenía a “prisioneros de guerra,” pero que en realidad ejercía como centro de depuración tanto de civiles alemanes como polacos que podían llegar a ofrecer resistencia intelectual o popular al régimen comunista en Europa central, y famoso además por ser el territorio de “caza” del asesino Salomón Morel quien, según estimados del gobierno polaco torturó y asesinó personalmente a cientos de personas durante su período como comandante del campo -especialmente con un método de tortura que él mismo denominaba “la pirámide,” y que consistía en ordenar a sus guardias a arrojar personas unas arriba de otras hasta formar una pirámide, matando así por asfixia a quienes se encontraban en la parte inferior, generalmente mujeres. El instituto gubernamental polaco encargado de recordar los horrores de la Segunda Guerra (IPN) tiene un muy interesante documento sobre los hechos, pueden leer una traducción automática realizada por el traductor de Google haciendo click aquí.- Irónica y tristemente, Zgoda anteriormente había sido un sub-campo de Auschwitz. Distintos dueños, misma barbarie.

1609-1.jpgNo obstante, esta entrada está dedicada a la última víctima de la Segunda Guerra Mundial, Leslie Croft, un británico que moriría 64 años después de terminada la guerra a causa de una complicación pulmonar causada por un fragmento metálico de un obús incrustado en su cuerpo durante sus años como combatiente para el Reino Unido en el frente italiano en 1943. Tras sufrir la profunda herida, Croft sería llevado nuevamente a su país, donde recibiría varias cirugías. La medicina de la época le permitiría recuperarse y vivir felizmente durante 64 años más, pero sería a cause de un bulto en sus intestinos, formado durante los años a causa del daño en el tejído intestinal a causa la cirugía, lo que debilitaría sus pulmones a causa de un bloqueo circulatorio.

Curiosamente Croft aun puede no ser la última persona en morir a causa de heridas sufridas en la Segunda Guerra Mundial, ya que como bien aclara el doctor Stanley Hooper para el Telegraph, aun varios sobrevivientes de la guerra tienen fragmentos de metal u otro tipo de heridas que, al igual en el caso de Croft, pueden complicarse al punto de causar la muerte.

El último pájaro de la Gran Guerra
Un A6M Zero derribado, fotografía tomada el 25 de Agostodel 45 donde puede verse el mensaje de rendición escrito por los pilotos comentando que hace 11 días que esperan ordenes sobre cómo procederY a todo esto, viene la historia del último avío derribado en la guerra. Un A6M Zeros japonés derribado por un Convair B-32 americáno, de nombre “Hobo Queen Two,. Derribado sobre 12 días después del brutal ataque con armamento nuclear sobre poblaciones civiles cometido por los Estados Unidos, es decir, el 18 de Agosto de 1945. Pocos días después Japón depondría sus armas y se rendiría formalmente. Evento en el cual, pero aunque ocurriría unos meses más tarde a la rendición formal, por primera vez en más de mil años, desde el Kojiki -el libro más antiguo del Japón y en el cual se menciona la divinidad del emperador,- un Emperador del Japón negaría ser un arahitogami, es decir, un dios viviente.

No obstante, existe una controversia con respecto a si esa fue la última batalla aérea de la Segunda Guerra, ya que el 17 de Agosto del 45, con Japón ya rendido, un B-32 debió aterrizar de emergencia en las islas Izu tras ser atacado por un grupo de combate japonés, según recuentos personales del legendario piloto de combate Saburo Sakai en su libro autobiográfico Zero-sen No Saigo.

Por cierto, el siguiente video es el anuncio oficial a la población de los Estados Unidos anunciando la rendición de Japón y es por muchos considerado como el punto final de la misma:

Sharashka la prisión para genios

Sergey Korolyov, el ingeniero que desarrolló las naves serie Soyuz; Nikolay Timofeev-Ressovsky, genetista pionero; Leonid Ramzin, inventor prodigio; Aleksandr Solzhenitsin, Nobel en literatura; Andrei Tupolev, creador de la familia de aviones serie Tu y ANT; y muchos otros científicos tuvieron algo en común: fueron encarcelados en un campo donde, encadenados a tableros de diseño o laboratorios, se les encomendó la tarea de desarrollar tecnología bélica y propaganda para la URSS.

1054-1.jpgEl origen de estos nefastos campos de concentración para genios tendría lugar en 1934, cuando el ingeniero Leonid Ramzin y su grupo de trabajo fueran sentenciados y condenados a seguir trabajando como prisioneros bajo el estricto control de la policía secreta. Entre 1938 y 1939 los frutos de esta comisión serían evidentes, y bajo el mando del general Valentin Kravchenko, y la supervisión directa de Lavrenty Beria, un alto oficial de la NKVD, predecesora de la KGB, se crearía oficial y secretamente la sharashka. En 1941 recibiría su nombre formal, el 4to Departamento Special de la NKVD de la URSS. Creando durante los años complejos de investigación secretos en las áreas más remotas de Rusia.

Los años serían interminables para sus prisioneros, y sólo tras la muerte de Stalin, en 1953, su condición sería revisada y las operaciones del campo finalizadas.

Los “crímenes” y el esclavismo científico
1054-2.jpgEn la gran mayoría de los casos, los “crímenes” por los que éstos genios eran enviados a la Sharashka eran prácticamente irrisorios. Por ejemplo, el legendario Korolyov, tras ser denunciado falsamente por su jefe, Valentin Glushko, quien lo envidiaba inmensamente, sería enviado a un gulag normal por varios años. Allí, obligado a vivir en condiciones infrahumanas y trabajar hasta la muerte, perdería casi todos sus dientes, y sufriría un daño cardíaco irreparable. Solamente tras una fuerte presión por parte de un grupo de intelectuales soviéticos, su condena sería “aminorada”, y enviado a la Sharashka, donde, totalmente incomunicado de su familia y viviendo en el puro hacinamiento, debería trabajar durante 18 horas diaras diseñando aviones de combate para Stalin. Irónicamente, la paranoia soviética era tal que el mismo Glushko, el denunciante y también ingeniero prodigio, considerado como uno de los mayores expertos en propulsión del mundo, caería como sospechoso durante la Gran Purga y también sería enviado a la Sharashka. Donde se reencontraría con su antiguo y muy demacrado colega.

El trabajo era literalmente de esclavos, y el crédito de los descubrimientos conseguidos por los científicos prisioneros generalmente iba a científicos alineados o en buena relación con el Partido Comunista. Tras la muerte de Stalin y la finalización de las sharashka, el estado intentaría mantener a dichos científicos dándoles todo tipo de comodidades. Irónicamente, en el caso del más vapuleado de todos, Korolyov, tras su muerte se crearía una medalla en su honor y se lo despediría con un funeral de estado.

Nota: Los nombres no los he castellanizado ya que no es una práctica de mi agrado. Pero, y por si lo desean, encontrarán más información en castellano de las personas aquí nombradas buscando las versiones castellanizadas de sus nombres. Por ejemplo, en el caso de Sergey Korolyov, sería: Serguéi Koroliov.

Enlaces relacionados
– Resumen de El Primer Cículo de Aleksandr Solzhenitsin en Wikipedia (recomendado).
– Wikipedia tiene una categoría con enlaces a biografías de los prisioneros más destacados que pasaron por estas prisiones. (ing)
– El periodista Eric Frattini tiene en su sitio un conjunto de preguntas y respuestas sobre la KGB y la inteligencia soviética. Una de estas explica por qué Tupolev fue detenido y enviado al campo.
Biografía de Korolyov
– En la página de los archivos de la NKVD puede encontrarse una sección en memoria a las víctimas de dichos campos.

El bosque peor contaminado del mundo, donde los árboles se tornaron de color rojo

El desastre de Chernobyl fue una de las mayores tragedias ecológicas del siglo XX. El daño fue tal que una ciudad entera debió ser evacuada permanentemente, pero no sólo las ciudades se vieron afectadas. La naturaleza circundante a la planta sufrió un daño irreparable.

Si pensáramos que en el mundo existe un bosque de pinos en el cual, y a causa de la intensa contaminación, sus árboles se tornaron de color rojo, inmediatamente creeríamos que es una historia de ficción o un cuento. Pero no, el Bosque Rojo es algo tristemente muy real. Ubicado en el centro de la planta nuclear de Chernobyl, el mismo es un parche de 10 km2 cuyos árboles, tras absorber una intensa dosis de radiación, se tornaron de color rojizo y amarillento. El problema no fue causado por el desastre original, sino porque en el mismo se enterraron parte de los restos de la planta nuclear y desechos altamente contaminados de la zona. Estos desechos, gradualmente inutilizaron las napas subterráneas, y tornaron el área natural en el que es hoy en día considerado como el bosque peor contaminado del mundo.

No obstante, no solo el color de las plantas es anormal. Sino que varias de las mismas germinan con mutaciones y formas realmente llamativas. El mayor de éstos problemas es el gigantismo, por lo que es posible observar pinos doblados y casi derribados cuyas ramas son incluso más gruesas que su tronco principal.

Hoy en día el nivel de radiación, en las zonas peor contaminadas, puede calcularse entre 0,9 y 1,1 röentgen por hora -unas 100000 veces el nivel de radiación hallado en una ciudad como New York.- No obstante, y como ya hemos mencionado, el problema no esta en la superficie, sino en el suelo, donde los niveles de radiación en las napas llegan a ser fatales para los humanos.

Artículos relacionados
La expedición cientifíca que ingresó a Chernobyl tras el desastre.
Escalando la rueda de la fortuna de Chernobyl.

El mayor cementerio subacuático de estatuas soviéticas

Estatua de LeninCuando Ucrania se liberó del dominio soviético, miles de personas salieron a las calles con el afán de destruir los símbolos y edificios que representaban la figura de poder soviético. Algunos de estos símbolos eran la infinidad de estatuas conmemorando a Marx, Lenin, Stalin y varios otros personajes que representaban el poder tanto ideológico como político o simplemente héroes de la Segunda guerra o de la Carrera espacial.

933-2Estatua submarina de Yuri Gagarin.

Estatua de LeninEn el 2003 un grupo de buzos checos exploró las fuentes de agua ucranianas. El resultado, un paisaje surrealista, docenas y docenas de estatuas sumergidas y semi enterradas por la flora marina a 20 metros de profundidad formando uno de los mayores cementerios de estatuas del mundo.

Realmente, un paisaje de otro mundo, bello y a la vez estremecedor.